Alexa

Alberto Fernández cerró su participación en la Cumbre del G7 y manifestó haber logrado su cometido

Alberto Fernández cerró su participación en la Cumbre del G7 este lunes, manifestó haber logrado “el cometido” que se había fijado, al llevar la voz de regiones que “nunca se escuchan” en esas reuniones.

El presidente Alberto Fernández cerró este lunes su participación en la Cumbre del G7 que se desarrolló en Alemania, donde pidió por la paz en Ucrania y exhortó a los países industrializados a incorporar a las periferias a la arquitectura financiera mundial. Durante el evento al que fuera invitado como presidente pro-tempore de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), mantuvo distintos encuentros bilaterales con los principales líderes mundiales.

Durante una conferencia con la prensa argentina que cubre su participación en la reunión del G7, el jefe de Estado se mostró satisfecho por haber podido plantear la «voz de la periferia mundial» respecto de la situación financiera pospandémica que se vio agravada por la guerra de Ucrania. «Me voy satisfecho, pero a la vez preocupado. Satisfecho porque pude cumplir el cometido que me había fijado que era traer la voz de otro lugar del mundo que en estas reuniones nunca se escuchan», dijo.

El jefe de Estado argentino fue recibido esta mañana por el canciller alemán, Olaf Scholz, en el complejo Schloss Elmau, y luego participó de la primera reunión plenaria del foro, donde abogó por “la construcción de una nueva arquitectura financiera internacional que incluya a las periferias del mundo”. Allí también resaltó la “necesidad de impulsar el diálogo entre las partes involucradas” en la guerra de Ucrania para alcanzar “una paz duradera, resistente y sólida”.

Durante la segunda reunión plenaria del foro, Fernández instó a los líderes del mundo a no “ver impávidos cómo la riqueza se concentra en pocas corporaciones mientras la pobreza se distribuye entre millones de personas”, mientras que precisó que “atender a los pueblos sometidos a la crueldad de las privaciones alimentarias es un imperativo ético. Alimentarse no es otra cosa que un derecho humano”.

A su vez, el Presidente hizo mención al «último informe sobre perspectivas alimentarias elaborado por la FAO» que «indica que el costo de la importación de alimentos aumentó debido al incremento de los precios sumado a una disparada en los costos del transporte y de los fertilizantes”. Ante esa situación, no dudó en señalar que «es necesario evitar las barreras proteccionistas y para arancelarias para la comercialización de alimentos”.

“En este contexto, los países centrales han podido continuar con sus importaciones a pesar del desquicio que se vive. Los países periféricos, en cambio, importamos menos porque se redujo nuestra capacidad de pago”, añadió.

 

Tal vez te interese leer: Alberto Fernández le advirtió a Boris Johnson que no habrá avance bilateral entre países sin negociar la soberanía de las Islas Malvinas

 

Bilaterales con Scholz, Johnson y Draghi

Además de exponer ante el plenario del foro, el presidente pro tempore de la CELAC mantuvo sendos encuentros bilaterales con la presidenta de la Comisión Europea, Úrsula von der Leyen, el canciller de Alemania, Olaf Scholz; los primeros ministros de Reino Unido, Boris Johnson; e Italia, Mario Draghi; y el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel.

Más tarde, brindó una conferencia de prensa en la que aseguró: “Pude cumplir el cometido que me había fijado que era traer la voz de otro lugar del mundo, que en estas reuniones del G7 nunca se escucha”, y destacó “la presencia de África y el Asia” en la Cumbre.

“Creo que fue muy importante, porque pude traer la voz del continente, pude plantearle al mundo cómo el continente padecía los efectos de esta guerra”, destacó el Presidente sobre el conflicto en Ucrania, y dijo: “Pude reclamar que todos nos pongamos a trabajar para que esta guerra termine cuanto antes”.

Por último, el mandatario participó de la cena ofrecida por el canciller federal, Scholz, en honor de los Jefes de Estado.

El mandatario argentino arribó el domingo a la ciudad de Múnich y a pocas horas de su llegada mantuvo una reunión bilateral con el primer ministro de la India, Narendra Modi, en el Hotel Bayerischer Hof, para participar a continuación de la actividad de bienvenida de los cinco países invitados al G7, en el Teatro Cuvilliés, en Munich Residenz.

Allí, Fernández fue recibido por el ministro presidente de Baviera, Markus Söder, junto a quien firmó el libro de honor y presenció el espectáculo a cargo de la Ópera del Estado de Baviera. Además, Fernández participó de la cena en honor de los jefes de Estado y representantes de organizaciones internacionales, que tuvo lugar en el salón Anticuario.

 

Fuente: Ámbito

Alberto Fernández en el G7

LA REGION

NACIONALES

INTERNACIONALES

ULTIMAS NOTICIAS

Newsletter

Columnas