El Gobierno nacional reconoció a Martorell

El Gobierno nacional reconoció como nuevo obispo de la diócesis misionera de Puerto Iguazú, a Marcelo Raúl Martorell, quien reemplazó al obispo emérito Joaquín Piña, se publicó ayer en el Boletín Oficial.

El reverendo presbítero Marcelo Raúl Martorell fue designado el año pasado por el papa Benedicto XVI tras la renuncia que presentó el 3 de octubre Piña.

Mediante el decreto 3/2007, en virtud del acuerdo de 1966 entre la República Argentina y la Santa Sede, el gobierno reconoció a Martorell “desde la fecha de toma de posesión”, que se realizó el pasado 8 de diciembre.

El decreto firmado por el presidente Néstor Kirchner señala que la secretaría de Culto, dependiente del ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto avala que “se han cumplido previamente los trámites previstos” y que el designado “reúne los requisitos” previstos por la legislación.

El obispo saliente Joaquín Piña presentó su renuncia al cargo, con motivo de haber superado la edad de 75 años, y el Papa la aceptó semanas antes de los comicios en la provincia de Misiones, en los que el sacerdote encabezó un frente electoral que rechazaba la modificación de la Constitución de la provincia.

Martorell asumió el cargo el 8 de diciembre pasado con un cambio de perfil y una apuesta a una imagen más conciliadora con el poder político.

Sin embargo, a los pocos días se vio envuelto en una fuerte polémica por la denuncia por discriminación que hizo un clérigo ciego que fue trasladado a un asilo de ancianos. Aunque después de que se hiciera pública la queja del cura, el obispo salteño decidió dar marcha atrás con la medida y le encomendó ser el vicario de la capilla San Cayetano en el barrio de Ribera del Paraná donde, por primera vez, estará al frente de una parroquia.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE