Fátima, la chica desaparecida en Garupá, había sido secuestrada y abusada hace unos meses

Fátima, la chica desaparecida en Garupá, había sido secuestrada y abusada hace unos meses

La joven de 14 años, desaparecida este jueves cuando iba de camino a la escuela, había sido raptada durante dos días en la localidad de Aristóbulo del Valle, donde sufrió de abuso sexual.

Alejandra S., Radio Libertad

En la mañana del jueves, Fátima S. (14) salió de su casa en Garupá, donde vive hace unos meses, con destino al Centro Educativo Polimodal 5. No obstante, la joven nunca llegó a su escuela y, desde entonces, no se sabe nada de ella. “Es como si se la hubiera tragado la tierra. Nadie sabe nada de ella, ni si llegó a bajar del colectivo, si siguió de largo o qué. Hay gente que trata de colaborar y nos da alguna pista, pero vamos, recorremos, la buscamos y no hay nada”, contó Alejandra S., tía de la nena.

“Ahora estamos frente a la comisaría del centro de Garupá. Nos movilizamos con los vecinos desde la escuela para pedir a la policía que nos siga ayudando”, relató.

Lo más dramático del caso es que, meses atrás, Fátima ya había sufrido otra situación traumática: el 2 de noviembre del año pasado, cuando todavía vivía en Aristóbulo del Valle con su familia, fue secuestrada y abusada durante dos días. “Estuvo desaparecida desde las 17 a las 9 de la mañana del otro día. La gente que la tuvo después la tiró en una calle de tierra. Ella estaba como ida, no se acordaba de nada, pero cuando se compuso entró en la primera casa que vio y ahí llamó a su abuela para que la vaya a buscar”, recordó Alejandra de aquella ocasión.

“La persona que la secuestró está prófuga, pero se sabe quién es: hubo mensajes de texto y llamadas de esa misma persona, está todo asentado en la Comisaría de Aristóbulo del Valle. Según sabemos, es un albañil que trabajaba en una obra frente a lo de mi mamá. Ese día Fátima estaba ahí y alrededor de las 17 salió para irse a su casa, y ahí fue donde este hombre la siguió y agarró”, explicó la tía.

Fue luego de aquel suceso que su familia decidió mudarse a Garupá, ya que Fátima “se sentía muy mal y sólo quería estar encerrada. Ella todavía no cuenta nada de todo eso. Cuando intenta, se pone mal porque le trae malos recuerdos. Ahora está con piscólogas y tratamiento”.

Por cualquier información de la adolescente, llamar al 376-4491004 de la comisaría de Garupá, o bien dirigirse a la dependencia más cercana.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE