Aumentaron la pena de dos miembros de La Manada por grabar la violación

Aumentaron la pena de dos miembros de La Manada por grabar la violación

 

Antonio Manuel Guerrero y Alfonso Cabezuelo filmaron siete videos y sacaron dos fotografías a su víctima. Ya cumplen una sentencia a 15 años de cárcel. Ahora, se suman otros tres.

Dos miembros de «La Manada», el grupo de cinco hombres que cumple quince años de cárcel por la violación de una joven durante la fiesta de Sanfermines en 2016, fueron condenados a tres años y tres meses adicionales por grabar esa agresión y atentar de ese modo contra la intimidad de la víctima.

Esta sentencia de la Audiencia de Navarra (norte) se produce después de que en abril de 2018 hayan sido absueltos del mismo delito, pero esa decisión fue revocada por el Tribunal Supremo. Ese tribunal ordenó dictar sentencia sobre ese caso de atentado contra la intimidad.

Los dos acusados, el policía Antonio Manuel Guerrero y su amigo Alfonso Cabezuelo, grabaron siete videos y sacaron dos fotografías de la violación grupal continuada perpetrada por ellos y por los otros tres procesados.

Los cinco hombres, que se autodenominaban «La Manada», violaron a la joven mientras la grababan con sus teléfonos durante la fiesta de los Sanfermines de 2016.

Este caso provocó una gran movilización social a favor de la víctima y en contra de la violencia machista porque inicialmente los acusados fueron condenados por abusos sexuales y no por violación, por lo que fueron penados con solo nueve años de prisión.

Pero el Tribunal Supremo rectificó la primera sentencia: los condenó a quince años por violación al considerar que cometieron un «auténtico escenario intimidatorio, en el que la víctima en ningún momento consiente los actos sexuales llevados a cabo por los acusados».

En la sentencia de hoy, que puede ser recurrida, los magistrados impusieron las penas máximas de prisión solicitadas por las acusaciones, la particular, ejercida por la víctima, y las dos populares, ejercitadas por el Gobierno regional de Navarra y el Ayuntamiento de Pamplona, ciudad donde se produjo la agresión en 2016.

Además, le impusieron la una multa de 5.670 euros, la mayor sanción económica contemplada para este tipo de delitos, tal como reclamaban las dos acusaciones populares.

Además, cuatro de los cinco integrantes de La Manada están siendo juzgados desde este lunes por otro presunto abuso sexual a una joven y por un delito contra la intimidad, ya que también grabaron los supuestos abusos en un teléfono y los difundieron entre una veintena de integrantes de un grupo de whatsapp, por lo que la Fiscalía solicita para ellos siete años de prisión.



Quizás tambien le interese...