Licencias de conducir: en Posadas se toman hasta 80 exámenes por semana y un 65% de los aspirantes son menores de edad

Licencias de conducir: en Posadas se toman hasta 80 exámenes por semana y un 65% de los aspirantes son menores de edad

Darío Caballero, a cargo de la Escuela de Tránsito y Educación Vial de Posadas, especificó de qué se tratan los exámenes y las pruebas para obtener la licencia de conducir, tanto en vehículos automotores como en motocicletas. Alrededor de un 90% de los inscriptos logran acceder al carnet y en su mayoría son menores de edad con autorización de sus padres. Son entre 75 y 80 exámenes prácticos que se evalúan cada semana.

 

 

El primer trámite, indica Caballero, comienza en el Centro de Emisión de Licencias sobre calles Rebollo y Líbano de la ciudad. Allí se realizan los exámenes psicofísicos para corroborar que el interesado se encuentra en condiciones de conducir. Para ello debe saber leer, escribir y ser mayor de 18, o de lo contrario asistir en compañía de sus tutores. A partir de los 16 años pueden tramitar la categoría de motos y a partir de los 17 para autos. En términos porcentuales, un 60% de los postulantes son menores de edad.

Luego del examen psicofísico, se brinda una charla instructiva de 3 horas de duración para después responder a un cuestionario en modalidad múltiple choice. Este examen corresponde al teórico y consta de 45 preguntas con otras adicionales dependiendo de qué vehículo se trate. A partir de ahí, pueden transcurrir hasta 3 meses para que se realice la prueba práctica, caso contrario el examen teórico prescribe.

Una de las partes más importantes a la hora de acceder a la licencia es tener en cuenta todos aquellos aspectos mecánicos del auto o la moto. “Se le pide toda la documentación correspondiente para saber si está en condiciones antes de hacer la prueba de manejo”, explicó el responsable de la Escuela de Tránsito. Es necesario que el conductor sepa sobre el control de fluidos, cómo medir el agua, líquido de freno, aceite y la detección de fallas, estado de luces y el uso del cinturón de seguridad o casco, respectivamente.

Como anteúltima instancia está la parte práctica donde se debe demostrar todo lo adquirido en la charla instructiva. Un 90% de los aspirantes consiguen pasar esta última prueba de manejo, la cual se realiza en un predio del Autódromo Rosamonte. Respecto al porcentaje que no logra aprobar, Caballero aseguró que muchas veces se debe a los nervios  del momento o también al ser muy corto el lapso de tiempo en el que reciben demasiada información. Las pruebas prácticas para ambos rodados tienen una duración de 15 a 20 minutos.

Para finalizar, pasada la prueba de manejo en la pista, se evalúa de forma oral a los futuros conductores y deben responder preguntas concernientes a las señales de tránsito. “Hay mucha gente que te dice que nunca vio determinada señal acá, pero al ser una licencia nacional que te habilita a circular por todo el país, podes encontrarte con esas señales en cualquier lugar”, añadió.

 

 

A.B.V.

 



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE