La asunción de Trump y la mortalidad infantil en Misiones

La asunción de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos marcó el pulso de la semana periodística en todo el mundo y sus posibles efectos en la realidad del planeta seguramente llenarán páginas de diarios y revistas durante muchos meses más. Que el nuevo régimen propiciará una guerra comercial o militar contra China, que el proteccionismo que aplicaría el magnate inmobiliario o bien perjudicaría la llegada de inversiones a Argentina o bien favorecería el comercio con el gigante asiático, que Rusia apoyará a su antiguo rival de la Guerra Fría, que Michelle es más elegante que Melania, que Hilary pescó a Bill mirando a otra señorita en plena ceremonia de asunción… ante semejante vorágine informativa, el dato más relevante de la semana para el país y para Misiones pasó casi desapercibido para la mayoría de los medios periodísticos: en Argentina la mortalidad infantil se redujo a sus mínimos niveles históricos y Misiones estuvo entre las provincias que lideró esa mejora.
El jueves el ministerio de Salud de la Nación dio a conocer un informe que revela que entre 2005 y 2015 la tasa de mortalidad infantil se redujo de 16,5 por mil a 9,7 por mil a escala nacional, mientras que en Misiones la caída fue aún mayor, de 20,5 a 9 por mil. Mirado desde la óptica nacional, el dato representa tal vez el aspecto más positivo del Gobierno de Cristina Kirchner, ya que fue durante buena parte de sus mandatos que se logró reducir a un dígito este indicador, lo que no ocurría desde hace al menos 25 años.
Observada desde la óptica provincial, semejante reducción en la mortalidad infantil pasa de ser un logro para cobrar ribetes de hazaña: Misiones pasó de estar entre las peores provincias de un país con tasas moderadamente malas, a ubicarse entre las mejores provincias en un país con las tasas más bajas de la región, y lo hizo en solo diez años.
Para entender la relevancia del dato hay que recordar que detrás de la estadística siempre hay gente, en este caso niños. Que en una provincia históricamente relegada en materia social y económica, se reduzca a menos de la mitad una tasa tan sensible como la de mortalidad quiere decir que gracias a la aplicación de una política de salud efectiva, consistente y sostenida en el tiempo, siguen vivos muchos niños que de otra manera se hubieran muerto.
A favor de la precisión vale decir que solo en 2015, la reducción de la tasa de mortalidad infantil le salvó la vida a 305 gurisitos misioneros que no hubieran pasado el año de vida si la Provincia no hubiera sido efectiva en su política de protección de la salud de embarazadas y niños. Si el análisis se extendiera a años anteriores a 2015, son miles las vidas de niños salvadas gracias a la progresiva mejora en los índices de salud.

El presidente antisistema

En el plano internacional, el tema de la semana –y seguramente de lo que queda del año- es la llegada del inefable Donald Trump a la presidencia de la mayor potencia económica y militar del mundo, lo que generó análisis y especulaciones de la más diversa laya. En materia económica, el excéntrico magnate del jopo naranja defiende un modelo proteccionista beligerante y hasta aislacionista, lo que representa una visión totalmente opuesta a la tradición del Partido Republicano, históricamente más cercano al libre comercio pro globalización.

donald-trump_9db9db79-qkq6a6vomr00
Entre analistas hay opiniones encontradas respecto al modo en que el cambio de mando en Estados Unidos podría incidir en la región. Que Estados Unidos cierre su economía justo en el momento en que Argentina busca abrirse al mundo, no parece una buena noticia, sin embargo hay quienes afirman que eso podría ayudar a afianzar lazos con la potencia ascendente, China.
Desde el Gobierno nacional entienden que lo que vaya a pasar con Estados Unidos no podría tener un efecto directo significativo en el país, dado que el intercambio comercial con el país del norte no es relevante, o al menos no lo es si se lo compara con China, destino de la mayor parte de la producción sojera nacional.
Sin embargo, a nadie escapa que un cierre de la economía de Estados Unidos podría ser negativo para la captación de inversiones. Ocurre que más allá del rápido crecimiento de China, el mercado estadounidense sigue siendo el más demandante del mundo y si Trump cumple su promesa de dar absoluta prioridad a la producción local, Estados Unidos se convertirá en una aspiradora de inversiones contra la que será muy difícil competir.
Esta aspiradora de inversiones también tendría efectos sobre la cotización del dólar, que se elevaría en relación a todas las demás monedas, lo que a su vez derivaría en una baja de los precios de las commodities. Nada bueno para un país con una oferta exportable primarizada.
Lo más positivo que podría traer para Argentina un escenario con Estados Unidos aislado del mundo, puede suceder si China, ante las dificultades impuestas por Trump para acceder al mercado Norteamericano, se vuelca a consolidar su inmenso mercado interno. De ese modo aumentaría aún más la demanda de alimentos de ese país, lo que traería oportunidades a la agroindustria argentina.

Apuesta al verticalismo

El hecho más resonante en materia de política nacional fue el reemplazo del presidente del Banco Nación, Carlos Melconian, por el economista de extracción radical Javier González Fraga. En el comunicado de rigor, el Gobierno nacional atribuyó el cambio a la necesidad de tener “un equipo más homogéneo”, eufemismo elegido por los comunicadores gubernamentales para dejar en claro que no habrá lugar para díscolos.

melconian-7mlumosdapi0
Conocido era el enfrentamiento del presidente del Banco Nación con el jefe de Gabinete Marcos Peña y sus vices, Gustavo Lopetegui y Mario Quintana, a quienes nunca reconoció como pares a la hora de hablar de política económica. Puertas adentro del PRO, la salida de quien supiera ser miembro de la mesa chica original de ese partido, reforzó la figura de Peña como segunda guitarra de Macri.
La salida de Melconian, cuya gestión en el Nación fue elogiada tanto por funcionarios cuanto por gremialistas, frente a la continuidad de otros ministros cuyas gestiones son poco menos que discretas, dejó además en claro que para Macri lo que más vale en la coyuntura actual es estar alineados y no romper el verticalismo.



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE