Aseguran que una represa brasileña está matando al turismo del Moconá, en Misiones

Aseguran que una represa brasileña está matando al turismo del Moconá, en Misiones

Desde el municipio de El Soberbio afirmaron que la cantidad de días en que están visibles los saltos del Moconá disminuyeron sensiblemente desde que la represa Foz do Chapecó modificó su funcionamiento. Aseguraron que generalmente el río crece rápidamente a la mañana y se mantiene alto todo el día, lo que reduce la altura de los saltos o directamente los oculta. Afirman que los lunes siempre baja, pero los fines de semana siempre está alto. El problema ya fue planteado por intendentes del sur de Brasil y de otros municipios de Misiones. Pretenden que el Gobierno  provincial gestione ante la Nación para modificar el régimen de trabajo de la represa.

El director de Turismo de la Municipalidad de El Soberbio, Fabián Dahmer, recordó que en la última temporada de verano fueron muy pocos los días en que los Saltos del Moconá mostraron su reconocida majestuosidad y advirtió que el panorama no cambió en los meses siguientes. El principal problema es que el río Uruguay usualmente está crecido durante el día y recién baja durante la noche y los intendentes y empresarios de la región no dudan en atribuir este comportamiento del río a la presencia de la represa Foz do Chapecó.

Según Dahmler esta represa, ubicada 80 kilómetros al oeste de la frontera con Argentina, modificó su régimen de trabajo: pasó de operar en horarios establecidos a activarse a máxima potencia de manera automática para atender picos de demanda energética. Ese cambio modificó el comportamiento del río, que ahora aumenta o disminuye su caudal de manera abrupta, lo que provoca repentinas alzas y bajas en la altura del río.

El funcionario indicó que por lo general el río se mantiene alto durante el día y los fines de semana. “El mejor día para visitar los saltos es el lunes, porque el consumo de energía en Brasil baja los domingos y la represa cierra las compuertas”, indicó a Misiones Online.

La baja visibilidad de los saltos viene perjudicando a los emprendimientos turísticos de la zona. Solo en El Soberbio hay 60 establecimientos turísticos y más de 500 familias que dependen de esa actividad de manera directa. En enero de 2015 por ejemplo, el promedio de ocupación de dichos locales no llegó al 20 por ciento, lo que representó un golpe duro para la actividad, dado que el verano es tradicionalmente el período de mayor demanda para ese destino.

El problema ya fue planteado en una reunión realizada en Tres Pasos, Brasil de la que participaron autoridades municipales del sur del país vecino y el oeste de Misiones. Allí se acordó gestionar ante autoridades nacionales de ambos países un pedido para que el funcionamiento de la mencionada represa perjudique lo menos posible al turismo y también reduzca el impacto que produce en el medio ambiente, dado que los bruscos cambios en la altura del río estarían perjudicando el ecosistema circundante.

Dahmler indicó que ya le pidió una audiencia a la ministra de Ecología de la Provincia, Verónica Derna, para plantearle la preocupación del sector.



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE