Para Raúl Karaben, buscar la protección del FMI no es una mala decisión

“Recurrir al Fondo Monetario Internacional no es una cuestión menor y eso ya sería un dato suficiente para que los operadores actúen en consecuencia”, sentenció el contador y docente universitario, Raúl Karaben al ser consultado sobre las medidas anunciadas por el Gobierno nacional en los últimos días.

Raúl Karaben (Lt 17)

 

Explicó que desde su óptica, “el origen de todo esto es la conjunción de varios factores que se juntaron y uno tiene que ver esencialmente con la política de los Estados Unidos de Norteamérica de expandir su economía en contra de las economías emergentes. Ellos
aumentaron las tasas de los bonos, va a pagar EE.UU. más del tres por ciento, prácticamente estaban en el cero por ciento y eso hace que sea una especie de gran aspiradora de los dólares de los países emergentes y países en riesgo”.
Coincidió con otros analistas en que esta medida de Estados Unidos afectó a otros países, “esto ha provocado a nivel mundial, no solo la Argentina, en Brasil también hay mucha gente preocupada con el dólar como ha subido, no es un problema de la Argentina sino de la región y de los países emergentes como el nuestro”. Karaben agregó que al problema externo que explicó se le suma “el factor interno que tuvo que ver con que en Argentina se les ocurrió gravar con Impuesto a las Ganancias a los tenedores del extranjero, los inversores del exterior que tenían colocado en distintas inversiones en el país, fundamentalmente en LEBAC. Entonces los inversores extranjeros si les
van a sacar un 25 por ciento de Impuesto a las Ganancias y además tienen tanto riesgo, claramente que dijeron bueno es momento de salir, por eso el inversor extranjero se está retirando”.
En diálogo con LT 17 prefirió no arriesgarse a decir hasta donde va a ir esto, “todavía lo que se menciona es que hay unos 10 mil millones de dólares más de tenencias de extranjeros en títulos públicos que es probable que buena parte de eso también se terminen yendo. Por eso
esta decisión del Gobierno nacional de decir ojo abramos el paraguas con una protección del FMI que no es una mala decisión porque lo que está tratando de hacer es corregir una falla en el sistema financiero o atajar una corrida, frenar una corrida claramente desfavorable”.
También mencionó Karaben el incremento en el precio internacional del barril de petróleo dispuesto por Arabia Saudita y la Organización de Países Productores de Petróleo (OPEP) asegurando que eso trae un efecto directo sobre toda la economía interna.
Respecto al Fondo Monetario, explicó el docente universitario que lo que se hace es volver a tomar crédito, “se habían cancelado, la Argentina nunca se fue del Fondo porque es parte de las organizaciones internacionales, lo que se había hecho en años anteriores es que se habían cancelado todos los préstamos. Si uno pide prestado al FMI el Fondo lo que hace es monitorear la economía del país, controla, audita y eventualmente hace sus observaciones de lo que considera bien o de lo que considera mal o de lo que considera que el país debería hacer”.
Sobre la postura del Gobierno anterior frente al FMI, Karaben dijo que “el gobierno anterior no quería que se le observara la economía, por eso cancelaron el total y quedamos fuera de las observaciones del FMI sobre que se está haciendo bien y que se está haciendo mal.
Claramente una de las cosas que se hizo mal en el gobierno anterior fue el déficit fiscal, el terrible déficit fiscal que hasta ahora no se ha podido arreglar y creo que es la madre de estas grandes fallas que tiene nuestra economía. Cuando se gasta más de lo que ingresa el final es inevitable, en algún momento vamos a tener una crisis y lamentablemente terminan pagando los platos rotos quienes no debieran pagar”.
Desde su análisis la economía vino muy bien hasta el 2008 y desde ese año fue como un tobogán, “no paramos nunca de seguir perdiendo cada vez más, de seguir endeudándonos cada vez más y con un déficit fiscal cada vez mayor, lamentablemente hoy es están pagando
platos rotos, siempre lo termina pagando el común de la gente a través de los impuestos”.
Sobre las exportaciones Karaben sostuvo que “una de las razones de no ser competitivos es que nuestro tipo de cambio está retrasado entonces una de las cuestiones sería que levantemos el valor del dólar, pero si hacemos eso impactamos directamente en la inflación y
en el bolsillo de la gente, entonces es muy difícil encontrar el equilibrio de todos los sectores y tratar de que no se perjudiquen”.
También se refirió a la carga tributaria que tiene la economía argentina y las medidas tendientes a bajarla, “hay muchas medidas que han tendido a bajar la carga tributaria, pero la baja de la carga tributaria se ha planteado en forma gradual, muy lenta y hay impuestos que
impactan directamente en el bolsillo de la gente como el IVA, Ingresos Brutos, Impuesto a los Débitos y Créditos bancarios, porque todo se traslada al precio de los productos y lo paga la gente sin darse cuenta. El consenso fiscala firmado entre Nación y Provincias tendía a eso a bajar la carga de los impuestos provinciales y algunas provincias lo bajaron, pero en otras subió como acá en Misiones. Están hechas las normas para ir bajando cada año hasta 2021 pero solamente eso no alcanza”.
“Tampoco se ha logrado bajar la inflación y esta inflación tiene su origen en déficit del estado”, enfatizó el contador. Respecto a la movida parlamentaria para retrotraer las suba de tarifas, Karaben sostuvo que no es tema del Congreso “es un tema político, no hay quien no se moleste con el precio de las tarifas, lo que pasa es que venimos de casi 10 años de no pagar los servicios públicos, pero esos servicios públicos hay que cubrirlos con los impuestos. Que se subsidie una tarifa social  está bien pero que se subsidie a todos está mal, hay que pagar y eso hace que se ahorre porque si te regalan los servicios la gente gasta indiscriminadamente”.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE