Mujeres en Ingenierías, la propuesta motivacional de género de la Universidad Tecnológica Nacional de Buenos Aires

Se realizó la “primera colación de grado de mujeres” de la Universidad Tecnológica Nacional de Buenos Aires. La propuesta, que tuvo como objetivo visibilizar a las mujeres que estudian y se gradúan en alguna de las nueve especialidades de Ingeniería que se dictan en la institución académica, se realizó el jueves 15 de marzo. Desde la UTN se propusieron como una de las políticas de difusión tendientes a promover el ingreso de un mayor número de mujeres a la Facultad Regional de Buenos Aires.

El encuentro, que contó con la presencia de las autoridades de la Facultad, comenzó con las palabras de la graduada y emprendedora tecnológica, María Laura Orfanó, quien brindó a las nuevas profesionales un discurso motivador: “Mostremos con el ejemplo un camino de libertad y apertura de ideas; de equidad, de demostrar que nadie es mejor que nadie, pero sí que podemos hacer las cosas de una forma diferente. Que podemos ser ingenieras y madres; líderes y esposas; científicas y jefas, y trabajar a la par de cualquier profesional otorgando quizás por naturaleza un mayor desarrollo de nuestras habilidades blandas innatas, esas que potencian los grupos y acercan a las personas pero no las confrontan. Que así como somos jefas de hogar, podemos ser jefas sin pasar por encima de nadie, solo porque nuestra capacidad nos lo permite”, concluyó.

Orfanó insistió con la idea de desarrollar la carrera profesional en Argentina: “Hace poco tuve la posibilidad de viajar a Silicon Valley. Leí los mismos carteles de búsquedas laborales que pueden encontrar en cualquier bolsa de trabajo aquí en nuestro país, y encontré los mismos productos que desarrollamos aquí. Me hizo pensar que como profesional no tenemos absolutamente nada que envidiarles. Al volver ratifiqué mi decisión de quedarme en el país para ayudarlo a crecer. Argentina necesita ingenieros y aquí nos quedaremos”.

Y concluyó: “Pasen a ser ingenieras de su propia profesión, y de nuestra sociedad. Sean mejores ingenieras, hagan la diferencia. Todos esperan mucho de nosotras. Estoy convencida de que todas las que estamos aquí seremos grandes líderes y daremos que hablar al mundo”.

A continuación, Susana Santana, directora del Departamento de Ingeniería Química, recordó que en la actualidad en la Facultad hay un 20 por ciento del alumnado conformado por mujeres: “el doble que hace 10 años, y muchísimo más que hace 40, cuando yo ingresé”.

Y agregó: “Es evidente que nuestra presencia en la Ingeniería no tiene vuelta atrás. Y esto me lleva a pensar: ¿cuál es la razón para tanto asombro? Las mujeres ya hemos demostrado que no hay campo disciplinar en el que no podamos desarrollarnos”.

Para finalizar, Santana sostuvo: “Nunca olviden que estas generaciones que hoy ingresan a carreras de Ingeniería lo hacen como reflejo de ustedes; y ustedes, como nuestro reflejo. Disfruten de este logro”.

Como en toda colación de grado, el decano de la Facultad, Guillermo Oliveto, tomó juramento a las graduadas y se les entregó posteriormente su título de grado.

Mujeres en Ingeniería

En los últimos 10 años se incrementó en un 38 por ciento la cantidad de mujeres que estudian alguna especialidad de Ingeniería en la UTN; pasó de haber 8.623 estudiantes mujeres en 2007, a 11.975 en 2016.

Las cifras, provenientes de la Dirección de Estadística de la Universidad, revelan que, pese al incremento, las mujeres aún representan un porcentaje muy menor del estudiantado; pasaron de ser el 13,8 por ciento en 2007, a ser el 15,6 por ciento en 2016.

De acuerdo a estos datos, algunas carreras que se han considerado “tradicionalmente masculinas”, empezaron a mostrar mayor participación de mujeres; el porcentaje de estudiantes mujeres creció en las ingenierías Aeronáutica, Civil, Eléctrica, Electromecánica, Electrónica, Industrial, Mecánica, Naval, Química y Textil. Y decreció en Ferroviaria, Automotriz, Metalúrgica, Pesquera y Sistemas de Información.

La carrera en la que más creció el porcentaje de estudiantes mujeres fue Ingeniería Textil, que pasó de un 51,5 por ciento en 2007 a un 80,8 por ciento en 2016. Le siguen Ingeniería Naval (pasó de 6,7 por ciento en 2007 al 17,2 por ciento), Ingeniería Civil (de 17,6 por ciento en 2007 a 25,2 por ciento en 2016) e Ingeniería Industrial (del 17 al 25,4 por ciento).

UTN Buenos Aires

La UTN es la única Universidad nacional y federal, dedicada exclusivamente a la enseñanza de la Ingeniería. Está compuesta por 30 Facultades Regionales que dictan distintas carreras, según las necesidades de la región en la que están insertas. La UTN Buenos Aires es la Facultad más grande del país, con 13 mil alumnos.

En el caso de la UTN Buenos Aires, el porcentaje de estudiantes mujeres fue del 20 por ciento en 2017, más del doble de lo que había en 2005, cuando apenas representaban el 10 por ciento.

Si bien en todas las carreras de la UTN Buenos Aires se ha incrementado el porcentaje de estudiantes mujeres, hay casos que se destacan como la carrera de Ingeniería Civil, que pasó de tener un 7 por ciento en 2007 a tener el 23 por ciento en 2017. Algo similar ocurre con Ingeniería Industrial, que pasó de tener el 15 por ciento de estudiantes mujeres en 2007 a tener el 24 por ciento en 2017. Ingeniería Naval, que contaba con un 6 por ciento de estudiantes mujeres en 2007, registró en 2017 un salto al 17 por ciento. Por último, Ingeniería Textil, que contaba con un 54 por ciento de estudiantes mujeres en 2007, pasó a tener en 2017 un 78 por ciento.

 

 

PE

CP



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE