Devolvieron al penal de Loreto al preso que había sido llevado inconsciente a San Ignacio

Devolvieron al penal de Loreto al preso que había sido llevado inconsciente a San Ignacio

Juan José Barrientos Soto Vargas, el joven chileno condenado por dos robos a mano armada en Iguazú y que purga el castigo en la Unidad Penal Uno de Loreto, fue sometido a una serie de estudios médicos en Posadas y se determinó que no tenía heridas graves, por lo que fue llevado nuevamente a la colonia carcelaria.
El muchacho había sido ingresado el domingo en estado de inconsciencia al hospital de San Ignacio, con golpes en la cabeza, torso y piernas. La guardia del centro de salud quiso dejarlo internado, pero la comitiva del Servicio Penitenciario que lo trasladó no lo permitió, con el argumento de que no había personal que pudiera quedarse en el lugar de custodia.
En un principio no estaban claras las circunstancias en las que Soto Vargas se había lesionado. Después, desde el SPP se informó a la Justicia que había “caído de la cama”.
El Tribunal Penal de Eldorado dispuso que el condenado sea sometido a una serie de estudios médicos en Posadas. Así se hizo y se determinó que el recluso no tiene nada grave. Por eso, volvió a su pabellón del penal de Loreto.
Soto Vargas purga una condena por dos robos a mano armada ocurridos en 2013 en Puerto Iguazú.
El del chileno es un caso bastante particular. Su padre, Juan José Soto Vargas, viene denunciando hace tiempo que su hijo fue víctima de torturas y apremios en la Unidad Regional V y en los penales de Eldorado, Oberá y Loreto.
El hombre busca que se habilite una reasignación carcelaria y sea trasladado a un penal chileno. El trámite está en proceso.

MAS
EP



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE