El colectivo Ni Una Menos repudió la contratación de Sebastián Villa en Independiente Rivadavia

Sebastián Villa está cerca de firmar contrato con Independiente Rivadavia de Mendoza, según reveló el presidente de la entidad, el empresario Daniel Vila. Esto generó mucha repercusión en la región cuyana y hubo polémica porque una organización repudió la decisión.

Recordar: el colombiano está condenado a dos años y un mes de prisión en suspenso por violencia de género mientras está indefinida la resolución judicial en la causa por abuso sexual con acceso carnal porque el acuerdo económico al que había llegado con la denunciante (Tamara Doldán) no fue aceptado por la Fiscalía y aún está indefinido si se realiza el juicio.

La queja partió de Ni una Menos, en su seccional Mendoza. Es una entidad que lucha contra todo tipo de violencia contra las mujeres, que a nivel nacional tuvo mucha visibilidad en sus movilizaciones por situaciones de violencia y muerte de mujeres. Este lunes sacó un comunicado en repudio a la decisión de Vila. Se sostiene que el dirigente ignora la gravedad del caso y que no hubo reparación del daño causado y se pide que el club reconsidera la incorporación del jugador al plantel.

La organización utilizó una imagen del plantel de la Lepra posando con la bandera de Ni una Menos en la previa de un partido.

De todas maneras, no hay impedimento legal para que Villa juegue en cualquier club de la Argentina, ya que el fallo por la denuncia de Daniela Cortés fue una pena en suspenso.

 

El comunicado de Ni una Menos Mendoza

Desde Ni Una Menos Mendoza rechazamos firmemente la incorporación de Sebastián Villa a Independiente Rivadavia.

Villa fue condenado a dos años y un mes de prisión en suspenso por violencia de género contra su ex pareja, Daniela Cortés. Aunque esté en libertad condicional, sus acciones no deben ser minimizadas.

Las declaraciones del dirigente Vila, que abogan por una «segunda oportunidad» para Villa, ignoran la gravedad de la violencia de género. Creemos en la rehabilitación, pero esta debe incluir una verdadera reflexión y reparación del daño causado, aspectos que no se ven en este caso.

La incorporación de Villa envía un mensaje erróneo a la comunidad, especialmente a las víctimas de violencia de género. Instamos a Independiente Rivadavia a reconsiderar esta decisión y a demostrar un compromiso real con la lucha contra la violencia de género.

La erradicación de esta violencia es una responsabilidad de todos.


FUENTE: Olé.

LA REGION

NACIONALES

INTERNACIONALES

ULTIMAS NOTICIAS

Newsletter

Columnas