Para seguir exportando carne a la Unión Europea, Argentina prohíbe el uso de antimicrobianos

La medida fue dispuesta por el SENASA y responde a nuevos requerimientos de la Unión Europea. Con esto buscan reducir los peligros de resistencia a antimicrobianos y destinarlos exclusivamente al tratamiento de enfermedades en humanos.

La resolución emitida y publicada en el Boletín Oficial también prohíbe la elaboración, distribución, importación, uso, comercialización y tenencia de productos veterinarios que contengan en su formulación cualquier antimicrobiano reservado para el tratamiento de ciertas infecciones en humanos, según la evidencia científica nacional e internacional, especificada en un anexo adjunto.

Además, se ha prohibido la inscripción en el Registro Nacional de Productos Veterinarios de aquellos que contengan indicaciones con esquemas de dosificación subterapéutica, es decir, por debajo de la dosis terapéutica referida en la información científica conocida.

Lee también: Un paro de 72 horas en el Senasa a partir de hoy afectará las exportaciones

Los titulares de productos veterinarios que se encuentren registrados y contengan principios activos antimicrobianos prohibidos tienen un plazo de 90 días para presentar ante el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) su propuesta de adecuación de indicaciones y rotulados para su consideración y aprobación. De lo contrario, la Dirección de Productos Veterinarios cancelará automáticamente el registro después de vencido este plazo.

Por último, la resolución establece que los titulares de productos veterinarios registrados con derivados de fosfomicina (Ácido fosfórico) o Polimixina B tienen 30 días para solicitar un cambio en las condiciones de registro, con exclusividad para exportación. En este caso, se otorgará un nuevo Certificado de Uso y Comercialización Exclusivo para Exportación.

Uno de los fundamentos principales para estas medidas es la resistencia a los antimicrobianos (RAM), la cual impacta negativamente en la salud humana, sanidad animal y seguridad alimentaria mundial. Organismos como la Organización Mundial de Sanidad Animal (OMSA) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) han instado a los países a tomar acciones para combatir esta problemática y promover un uso racional y prudente de los antimicrobianos.

Cabe destacar que la Unión Europea estableció restricciones al uso de ciertos medicamentos antimicrobianos en animales o productos derivados de estos, lo que ha motivado al Senasa a avanzar en esta normativa para mantener la eficacia de los tratamientos contra infecciones bacterianas multirresistentes en humanos y así preservar la posición de Argentina como proveedor confiable de alimentos, como la carne bovina, hacia el mercado europeo.

Lee también:

Desplome histórico: la faena y el consumo de carne vacuna en Argentina registraron las cifras más bajas en más de 30 años

LA REGION

NACIONALES

INTERNACIONALES

ULTIMAS NOTICIAS

Newsletter

Columnas