Estremecedor caso en Buenos Aires: fue a bailar, recibió una patada en la cabeza y tiene muerte cerebral

(N.A.) Lautaro Alvaredo tiene 19 años y fue en el piso donde recibió la patada mortal. El caso recuerda al de Fernando Báez Sosa en Villa Gesell. El agresor ya fue identificado y se habría fugado con su papá.

Un joven de 19 años que salió a bailar y recibió una patada en la cabeza durante una pelea afuera del boliche Cyrux en la localidad bonaerense de Laferrere tiene muerte cerebral.

Se trata de Lautaro Alvaredo quien el fin de semana había salido a bailar con sus amigos, por tercera o cuarta vez, según contaron sus familiares. Dentro del boliche, un compañero tuvo una discusión con otro por la rotura de unos anteojos y la pelea continuó en afuera del local.

Fue allí cuando Lautaro se metió en la pelea, pero en el medio se cayó al piso y en ese momento recibió una feroz patada en la cabeza que le provocó convulsiones y luego muerte cerebral.

“Era la tercera vez que Lautaro salía a bailar. La condición era que fuera y volviera en un remise, y me lo mataron igual”, contó Diego, papá de la víctima.

En su testimonio, el hombre denunció que en el hospital público estuvieron más de 14 horas para que una ambulancia de la UTA lo trasladara: «Después del ataque lo llevaron al materno infantil y no lo querían atender. Me decían que había que trasladarlo a una clínica, pero faltaba el papel de la denuncia. Mi hijo tendría que estar vivo”.

«Durante el traslado hizo un paro cardíaco, lo reanimaron, pero estuvo seis minutos muerto. No sé cómo lo reanimaron con tanto tiempo y ahí terminó de colapsar el cerebro, y tanto tiempo sin sangre en el cerebro era sabido que iba a pasar esto», expresó con dolor Diego.

Tal vez te interese leer: Mendoza | Destituyeron y detuvieron a un juez federal tras ser acusado de ser el jefe de una asociación ilícita 

Con respecto al agresor, se informó que fue identificado como Ian Agustín Noguera Galeano, de 19 años, quien se habría fugado junto a su papá.

«Allanaron su casa y, según los voceros, la madre contó que el joven se había fugado con su padre, Rodrigo Antonio Alberto Noguera”, detallaron.

Sin dudas, este caso recuerda al estremecedor crimen de Fernando Báez Sosa ocurrido en Villa Gesell en enero de 2020 cuando un grupo de ocho jóvenes rugbiers lo atacaron a traición a golpes y patadas a la salida del boliche Le Brique.

A principios de este año, el Tribunal Oral en lo Criminal N°1 de Dolores condenó a prisión perpetua a Máximo Thomsen, Enzo Comelli, Matías Benicelli y Ciro y Luciano Pertossi por “homicidio doblemente agravado, por el concurso premeditado de dos o más personas y por alevosía en concurso real con ideal con lesiones leves”.

Mientras que Ayrton Viollaz, Blas Cinalli y Lucas Pertossi a 15 años de prisión por ser partícipes secundarios del mismo hecho.

 

LA REGION

NACIONALES

INTERNACIONALES

ULTIMAS NOTICIAS

Newsletter

Columnas