Alexa

«Gemelos digitales»: la tecnología de Porsche para predecir el desgaste del automóvil

Una nueva tecnología de Porsche incluye un sistema que hará saber cuándo se debe llevar el coche a mantenimiento, antes incluso de que el propio conductor o el taller sepan que algo está fallando.


Un gemelo digital, es el nuevo sistema inteligente que lanzará Porsche en su siguiente línea de automóviles, el cual permitirá predecir el desgaste de componentes específicos de acuerdo al manejo y uso del conductor.

 

Se trata de una nueva e interesante tecnología basada en inteligencia artificial y big data. En pocas palabras, es una «copia virtual de un objeto existente», en este caso un coche, que permite el análisis, la monitorización y el diagnóstico de forma remota e inteligente.

 

Porsche Taycan
Porsche mejorará sus automóviles con el sistema de gemelo digital.

 

La marca señala que la «principal ventaja de los gemelos digitales es que pueden conectarse en red y combinar la información con un sistema de inteligencia centralizado».

 

La forma más sencilla de verlo es imaginar un coche lleno de sensores. Estos sensores monitorizan el vehículo en tiempo real. Los datos obtenidos se cruzan con los de otros coches a través de un sistema de inteligencia artificial centralizado y, de esa forma, se pueden extraer conclusiones, como el estilo de conducción o el desgaste de los componentes y, en función de eso, el momento óptimo para hacer el mantenimiento.

 

Según explican desde Porsche, los elementos de este «gemelo digital» ya están presentes en las memorias de la unidad de control y en las bases de datos de los Centros Porsche. Durante estos últimos tres años, la compañía ha estado trabajando en un «gemelo de chasis» y, en sus propias palabras, «el proyecto ahora tiene acceso a los de todos los modelos del Grupo, lo que multiplica la información recopilada».

 

¿Por qué centrarse primero en el chasis? Porque según Porsche, el bastidor está sujeto a grandes cargas, especialmente cuando el coche se usa en circuito. Con este modelo, la firma pretende identificar un posible fallo en el chasis «antes de que el conductor o el taller se den cuenta».

 

Porsche Cayenne E-Hybrid Rolling Chassis - YouTube
La tecnología de Porsche estará enfocada en el chasis.

 

Aparentemente, este «chasis digital» ya se está usando en el Porsche Taycan. Este escenario consiste en monitorizar los componentes de la suspensión neumática recopilando datos sobre la aceleración. Estos datos se evalúan, se transfieren al sistema de inteligencia central y se comparan con los datos de otros vehículos semejantes.

 

Entonces, el algoritmo calcula «unos umbrales en función de esta comparación» y, en el caso de que se superen, se notifica al cliente a través del sistema de comunicación del coche. Eso no quiere decir que el coche tenga un problema, sino que puede haber un desgaste que convendría revisar.

 

Explican que centrarse en el chasis es porque está sujeto a las cargas más altas, especialmente cuando el vehículo es utilizado en pistas de carreras. «La tecnología de sensores en el vehículo y los algoritmos neuronales inteligentes utilizados para el análisis centralizado permiten que la carga en el chasís sea detectada dentro del vehículo y sea transmitida al conductor».

 

Asimismo, este uso inteligente de la información del automóvil permite que el conductor y sus pasajeros tengan un viaje más seguro, ya que cualquier desperfecto será identificado antes de que el propio usuario o hasta el taller lo encuentre.

 

En lo referente a la privacidad, será el conductor el que decida si quiere compartir los datos o no, debido a que, para iniciar el sistema, Porsche solicita a los clientes que den su consentimiento para recabar datos de forma anónima.

 

De acuerdo a Porsche, la primera versión del «gemelo digital» se lanzará el año que viene y evaluará «los datos de los sensores directamente relacionados con los componentes mecatrónicos». En el futuro planean calcular también el desgaste de componentes específicos.

 

Porsche Taycan
Cuando se notifica al conductor, no quiere decir que el coche tenga un problema, sino que puede haber un desgaste que convendría revisar.

 

LA REGION

NACIONALES

INTERNACIONALES

ULTIMAS NOTICIAS

Columnas