Alexa

Testigos complicaron al acusado del femicidio de Vilma Mercado en Puerto Iguazú

Finalizó la ronda de testimoniales y presentación de pruebas en el juicio oral y público por el femicidio de la estudiante Vilma Mercado (19 años), ocurrido el 24 de octubre de 2019 en Puerto Iguazú, hecho por el cual es juzgado el ex soldado voluntario del Ejército Argentino, Carlos Luis Leandro Villar (21 años).

El Tribunal Penal 1 de Eldorado lleva adelante las audiencias, que comenzó el pasado lunes con la lectura del requerimiento de elevación a juicio del expediente y la extensa declaración del imputado, quién negó las acusaciones en su contra, aduciendo que su detención e imputación “ se trata de una confusión”.

Entre el lunes y ayer martes, declararon varios testigos, entre ellos; familiares –al madre y el padre de la víctima-, amigas, como así también, policías que investigaron el caso, peritos y médicos forenses.

El Tribunal Penal 1, es presidido por el juez Atilio León y secundado por las juezas, María Teresa Ramos y Liliana Komisarski (subrogante). Durante las dos jornadas de debate, amigos de la víctima y pertenecientes a la organización Mujeres Autoconvocadas de Iguazú, se concentraron en la calle San Juan frente al edificio del Tribunal Penal 1, del kilómetro 9, donde, armaron una carpa y se concentraron, impidiendo el paso vehicular. Los manifestantes reclaman “justicia” por Vilma Mercado y la condena para el acusado.

El ex soldado Villar está imputado por el delito de “abuso sexual con acceso carnal doblemente agravado por femicidio y criminis causa”. Ayer declararon las hermanas, Oriana y Karla Nobili, quienes complicaron al acusado.

“En una oportunidad, meses antes de su desaparición, él (por Leandro Villar) fue a buscarla a un lugar donde yo estaba. No logré verlo, pero sí sabía que Leo Villar la iba a ir a buscar”, relató, Oriana Nobili.

Con su hermana residieron en Puerto Iguazú, y se hicieron muy amigas de Vilma Mercado. Incluso presentaron sus conversaciones por mensajería como pruebas en la causa. Este jueves será la presentación de los alegatos de las partes y el próximo martes 9 de noviembre, el Tribunal dará a conocer las sentencia, a partir de las 9:00 horas.

El femicidio de Vilma Mercado

La noche del miércoles 23 de octubre del año pasado, Vilma salió de su casa ubicada en el barrio Las Orquídeas de Puerto Iguazú y avisó a sus amigas en un grupo de Whatsapp que se iba a encontrar con un chico –aunque no les mencionó el nombre de la persona- y adjuntó una foto de ella esperándolo.

Femicidio de Vilma Mercado

El mensaje fue enviado cerca de las 00:05 del jueves 24 coincidiendo con la última conexión de la joven en la aplicación. Luego de eso no se supo más nada de ella y comenzó la desesperada búsqueda de sus familiares y toda la ciudad de Puerto Iguazú para dar con su paradero.

El viernes 25 de octubre, su cuerpo fue hallado sin vida en una en una zona de mucha vegetación, en cercanías a una antena repetidora de televisión, a la altura del kilómetro 1632 de la Ruta Nacional 12 y a unos 15 kilómetros aproximadamente del casco urbano de la ciudad.

Los exámenes forenses determinaron que Vilma sufrió un paro cardiorrespiratorio debido a una asfixia mecánica que le provocó una cinta de embalaje que cubría su cara. Además, sufrió abuso sexual.

El acusado

Por el femicidio de Vilma el único imputado es el ex soldado voluntario del Ejército Argentino, Carlos Luis Leandro Villar (21), quien cumple prisión preventiva en la Unidad Penal III de Eldorado.

Carlos Luis Leandro Villar

Al otro día de la desaparición de Vilma, Villar se presentó en la casa de la familia de la joven y manifestó que estuvieron juntos la noche de su desaparición pero que ella se retiró del lugar donde estaban “en un auto negro”, llevándose “la cinta” de embalaje, que sería con la que cubrieron su rostro para causarle la muerte por asfixia.

Al momento de declarar como testigo ante la Policía el jueves a la noche tuvo varias contradicciones. Por otra parte, al ser revisado por un médico policial, el sospechoso tenía lesiones en la mano y la pierna izquierda que coincidía con signos de defensa de la joven.

Con este panorama, el juez Martín Brites ordenó un allanamiento en su casa donde las sospechas terminaron de cerrarse alrededor de él, ya que en donde vivía aparecieron más pruebas: el teléfono de la víctima, una soga y una cinta de embalar, similares a las que encontraron en el cuerpo.

En representación del Ministerio Público Fiscal está el fiscal Federico Rodríguez, mientras que como defensor del único imputado está el letrado particular Carlos Santiago Benítez, quiénes presentarán los alegatos.

femicidio de Vilma Mercado

LA REGION

NACIONALES

INTERNACIONALES

ULTIMAS NOTICIAS

Newsletter

Columnas