comScore
depresion

Hoy se conmemora el Día Mundial de la Lucha contra la Depresión: un trastorno mental potenciado por la pandemia

Cada 13 de enero se conmemora mundialmente el Día de la lucha contra la Depresión; un trastorno mental frecuente que afecta a más de 300 millones de personas en el mundo y que se vio potenciado por la situación de pandemia

 

 

La depresión puede convertirse en un problema de salud serio, especialmente cuando es de larga duración e intensidad moderada a grave.

Puede causar gran sufrimiento y alterar todas las esferas de la vida: las actividades laborales, escolares, familiares y en el peor de los casos, puede incluso desencadenar en el suicidio, que corresponde a la segunda causa de muerte más frecuente en el grupo etario de 15 a 29 años.

Dependiendo del número y de la intensidad de los síntomas, los episodios depresivos pueden clasificarse como leves, moderados o graves.

Muchos estudios sostienen que hay diversos factores que contribuyen a la aparición de este trastorno ya que es el resultado de interacciones complejas entre factores sociales, psicológicos y biológicos. Por lo tanto, quienes hayan pasado por circunstancias vitales adversas (desempleo, traumatismos psicológicos u otras causas) tienen más probabilidades de sufrir depresión.

Por otro lado, la depresión puede generar más estrés y disfunción, y empeorar la situación vital de la persona afectada. Existe además una relación entre la depresión y la salud física; así, por ejemplo, las enfermedades cardiovasculares pueden producir depresión, y viceversa.

 

 

Algunos síntomas de depresión

Según la Organización Mundial de la Salud, no hay que confundir la depresión de las variaciones habituales del estado de ánimo y de las respuestas emocionales breves a los problemas de la vida cotidiana.

la depresión se caracteriza por presentar un descenso marcado en el estado de ánimo, pérdida de interés y de la capacidad de disfrutar, y reducción de la energía que produce una disminución de la actividad.

Muchas personas con depresión también padecen síntomas de ansiedad, alteraciones del sueño y del apetito, sentimientos de culpa y baja autoestima, dificultades de concentración e incluso síntomas sin explicación médica.

Otros síntomas de estar padeciendo depresión pueden ser:

  • Estado de ánimo irritable o bajo la mayoría de las veces
  • Dificultad para conciliar el sueño o exceso de él
  • Cambio drástico en el apetito, seguido de un aumento o pérdida de peso
  • Cansancio y falta de energía
  • Sentimientos de inutilidad
  • Inactividad y retraimiento de las actividades usuales
  • Sentimientos de desesperanza y abandono
  • Pensamientos repetitivos de muerte
  • Pérdida de placer en actividades que suelen hacerlo feliz, incluso la actividad sexual

 

Para prevenir la depresión, la OMS recomienda programas que apunten a su reducción y que promuevan un modelo de pensamiento positivo, mantener un estilo de vida saludable y contacto social.

Además, según su tipo y el criterio profesional, sugieren la realización de tratamientos combinados entre terapias psicológicas y/o tratamientos con psicofármacos.

Asimismo, debe considerarse la eficacia de los tratamientos psicosociales y la necesidad de apoyos en el acompañamiento durante el tratamiento, para garantizar la integralidad del mismo.

También es de suma relevancia hablar de la depresión como parte fundamental para iniciar el tratamiento.

La estigmatización de las enfermedades mentales, incluida la depresión, sigue siendo un obstáculo para que las personas de todo el mundo pidan ayuda.

Hablar de la depresión, ya sea con un familiar, amigo o profesional de la salud, o en contextos más amplios (como la escuela, el lugar de trabajo y los entornos sociales) así como también en el ámbito público (medios de comunicación, redes sociales, etc.), ayuda a eliminar dicha estigmatización, contribuyendo a que las personas afectadas inicien un tratamiento adecuado.

 

Depresión y Pandemia

De acuerdo con una encuesta de la OMS aumentó drásticamente la demanda de atención psiquiátrica y psicológica debido a la situación de pandemia por el coronavirus.

Se calcula que una de cada cuatro personas en el mundo sufre algún tipo de trastorno mental y la OMS identifica a ese tipo de enfermedades entre las más incapacitantes del mundo occidental y que para el año 2030, será la principal causa de discapacidad en el mundo.

La situación de cuarentena causó estrés, depresión, irritabilidad, insomnio, miedo, confusión, ira, frustración, aburrimiento y estigma; síntomas que persistieron después de que se levantara la misma.

depresion

Los factores estresantes específicos incluyeron una mayor duración del confinamiento, la distancia de los seres queridos, la falta de suministros adecuados para aguantar el confinamiento, la dificultad para obtener atención médica y medicamentos, y las pérdidas económicas resultantes de la crisis.

AR-EP


Quizás tambien le interese...