Montecarlo: tristeza y conmoción por la muerte del popular músico Carlos Scherer, del grupo “Los Hermanos Scherer”

Montecarlo: tristeza y conmoción por la muerte del popular músico Carlos Scherer, del grupo “Los Hermanos Scherer”

Montecarlo: tristeza y conmoción por la muerte del popular músico Carlos Scherer, del grupo “Los Hermanos Scherer”

Fue quien durante décadas animó las fiestas y principales eventos con su grupo musical, llevó alegría y promovió la solidaridad en la zona norte de la provincia. Falleció a los 55 años, por problemas de salud tras estar internado en un sanatorio local por neumonía, sufrió un infarto en su casa alrededor de las 18 de este frío miércoles 27 de mayo. Era un fiel representante de la cultural regional, reconocido como un gran músico y amigo del pueblo que lo despide con profunda tristeza a través de las redes sociales.

 

La noticia generó conmoción en la comunidad y en toda la familia Scherer. Quienes lo conocieron, lo describieron como un hombre de un enorme corazón, alegre, divertido, solidario, una persona querida y reconocida por su gente por su humor, energía y entusiasmo. Carlos Scherer era el alma de las fiestas del pueblo, animaba los encuentros familiares, cumpleaños, casamientos, fiestas provinciales, y todo evento que se organizara de importancia en Montecarlo.

 

Con un estilo propio desde hace décadas, el grupo musical “Los Hermanos Scherer” estaban presentes en los principales eventos del pueblo, y Carlos fue considerado como un fiel representante cultural de la música y el arte popular de su gente.

Toda la comunidad de la zona norte acompaña a su esposa Claudia Susana, y sus hijos, tres varones y una pequeña niña, en este difícil momento, como también a sus hermanos Florindo y Antonio y toda la familia.

 

Montecarlo: tristeza y conmoción por la muerte del popular músico Carlos Scherer, del grupo “Los Hermanos Scherer”

 

Sobre el desenlace fatal, su hijo mayor explicó que “estuvo internado unos días, y tenía la presión alta. Los médicos nos explicaron que son señales de que no estaba bien. Pero lo estabilizaron y le dieron el alta médica ayer (martes). Pero esta tarde (miércoles) cerca de las 18 horas se descompensó y le dio un infarto, no aguantó”, relató aún conmocionado su hijo Alexis Scherer (23).

Asevera que entre las principales enseñanzas que le dejó su padre estará siempre la herencia del amor por la música, esa que cura el alma y es lo que empuja a los artistas a seguir adelante.

Su hijo Alexis es tecladista y también toca -como sus tíos- el acordeón en el grupo. Su padre era el animador y guitarritas, y sus hermanos fueron sus compañeros de ruta en todas las giras musicales.

Totalmente quebrado, su hijo Alexis comentó que “fue mi viejo el que siempre me animaba a ser parte del grupo, me dio el empujón para que aprenda todo lo que sé, siempre me incentivó a la música. Ojalá pudiera seguir con mis tíos para adelante, como quería mi papá”, expresó en un breve contacto con Misiones Online.

 

Montecarlo: tristeza y conmoción por la muerte del popular músico Carlos Scherer, del grupo “Los Hermanos Scherer”

 

Un grupo con grandeza  de corazón

El grupo familiar fue conformado hace 40 años atrás por idea de Felipe Scherer. Convenció inicialmente a su hermano “Kite” Teobaldo, y a un amigo, Raúl Dos Santos, y así dieron los primeros pasos en el pueblo, con música mexicana. El grupo se llamaba “Los Hermanos Scherer y sus voces mexicanas”, hasta que años más tarde fueron creciendo, y con la compra de un nuevo acordeón ingresó el hijo mayor de Felipe, Florindo.

Al poco tiempo Felipe logró que su segundo hijo, Carlos Scherer, aprendiera a tocar la guitarra y así fue que más tarde logró un estilo particular en el grupo. Era el animador, además del músico, y durante las fiestas prevalecía el popular grito de los “sapucay”.

Los Hermanos Scherer siempre iban incorporando a los miembros de la familia a la banda, con repertorios de vals coloniales, chotis, chamamé, polka, y principalmente música “cervecera”, que es lo que más pedía su público, desde Montecarlo a toda la zona norte.

El primer dolor familiar que enfrentó el grupo fue en 1984 con la muerte del creador de la orquesta, Felipe Scherer, y siete años más tarde, la del tío Teobaldo, lo que motivó que retiraran por un tiempo de los escenarios.

Finalmente, rebautizaron la orquesta con el nombre de “Los Hermanos Scherer” y retomaron las recorridas musicales y reestructuraron el grupo, integrado por  los tres hijos de Felipe, Florindo en el teclado, Antonio en el acordeón y Carlos con la guitarra, y en el acordeón también sumaron a Alexis, nueva generación de la familia e hijo de reciente fallecido músico.

 

 

 

EP / PE



Quizás tambien le interese...