El mismo abogado que rechazó la prisión domiciliaria de Oulier en Iguazú, ahora la pide para su cliente acusado por el mismo delito

El mismo abogado que rechazó la prisión domiciliaria de Oulier en Iguazú, ahora  la pide para su cliente acusado por el mismo delito

La Justicia analiza el pedido de “habeas corpus” de prisión domiciliaria a un hombre de  31 años, acusado de haber violado a su esposa y su hijo de 9 años  en el barrio Santa Rosa de Puerto Iguazú, denuncia que se conoció  a fines de marzo de  2019.

 

El juez de Instrucción 3 de Puerto Iguazú, Martín Brites, entiende en la causa y deberá resolver si hace lugar o no al pedido de la defensa del imputado de prisión domiciliaria, argumentado que “padece  hipertensión y arritmia cardiaca”, en el marco de la pandemia por el coronavirus. El magistrado determinó en su momento la prisión preventiva del acusado y caratulado la causa por “violación con acceso carnal en convivencia y violación con acceso carnal agravado por el vínculo”.

 

El Juez Martín Brites instruye la causa.

 

Lo más llamativo de la presentación de este  pedido de habeas corpus o tal vez la incongruencia en el caso, es que el abogado que ha solicitado este recurso para a un acusado de violación de un familiar, es el mismo que días pasados cuestionó públicamente (en nombre de la querella)  la prisión domiciliaria que le otorgó el Juez Brites a Carlos Rodrigo Oulier, también acusado de “violación con acceso carnal” de su hijo de entonces 8 años. En  este caso, se invierten los papeles del letrado iguazuense, antes parecía una aberración jurídica, ahora, están bien.

 

El caso

 

La denuncia por doble violación, contra  DRichard C. la presentó su esposa Cesia. C. el 28 de marzo de 2019, hecho ocurrido en el barrio Santa Rosa de la ciudad de Puerto Iguazú. La mujer relató en su denuncia que fue golpeada por su paraje y luego violada.

 

Denunció que esa misma noche –ya a la madrugada– el victimario se fue a dormir en el sofá del living con su hijo de 9 años, “haciendo que el menor tocara sus partes intimas (pene) y masturbación, siempre bajo amenazas de que guardará el secreto porque tenía un arma blanca, tipo cuchillo en su poder”.

 

Tras la denuncia de la progenitor, el niño declaró en Cámara Gessell y manifestó que tiempo atrás –año 2016– habría sido violado por su padre vía anal; provocándole las lesiones acreditadas en Informe médico forense del examen integral realizado al menor.

 

Días pasados se dispuso la elevación de la causa a Juicio, por lo ahora es el Tribunal Penal de Eldorado el que va a tener que resolver su situación procesal.

 

JAS



Quizás tambien le interese...