Legisladores misioneros se capacitaron en perspectiva de género y violencia contra la mujer

En 2019 la provincia adhirió, a través de la norma IV 85, a la Ley Micaela que establece la formación obligatoria en género para todas las personas que integran los tres Poderes del Estado; y creó el programa de capacitación institucional permanente en “Perspectiva de género y violencia contra las mujeres”.

En ese contexto, este viernes los diputados provinciales participaron, por videoconferencia, de la charla impartida por referentes en la temática del Ministerio de Desarrollo Social de Misiones.

La presidente de la Comisión de Niñez, Género y Juventud del Parlamento Misionero y parte organizadora y promotora de la serie de encuentros, Silvia Rojas, aseguró que “el programa de capacitación permanente representa un antes y un después” para “que se pueda comprender qué es la violencia de género, machista, los estereotipos y las asimetrías entre el varón y la mujer”.

“Todavía hay mentalidades que no se equiparan al estado de las leyes del país y la provincia –consideró- y a ellas pretendemos llegar para producir un cambio de adentro hacia afuera”.

“La Ley Micaela es una ley que tiene esencia, con cuerpo, con un nombre, una historia que fue convertida en un derecho, conquistada después de luchas en las organizaciones sociales, en las instituciones, en las calles y en la Cámara a partir de la adhesión del año pasado”, continuó.

“Micaela fue una joven de 21 años, con sueños, proyectos, una vida por delante que se encontró con el peor de los miedos de las mujeres: con el violador, asesino, con la mente enferma producto de un modelo patriarcal, machista que queremos cambiar, producto de la falta de perspectiva de género de un juez que dejó libre a su femicida que estaba preso por violaciones anteriores”, informó en la apertura del encuentro.

También participó de la instancia inicial el presidente del bloque de diputados renovadores, Martín Cesino y la ministra de Desarrollo Social, la Mujer y la Juventud, Benilda Dammer.

Para Cesino “es necesario seguir visibilizando la problemática y generar conciencia, más aún en este contexto de pandemia  porque vemos que trae aparejado un aumento de la violencia de género y familiar”.

Dammer coincidió en la importancia de la promoción de leyes para el acceso a derechos y también refirió la impronta del trabajo provincial “para modificar conductas en la sociedad, analizar nuestras propias mentalidades, deconstruir lo aprendido, los hábitos, los valores y lo vigente en una sociedad cambiante que, permanentemente nos exige otro tipo de mentalidades”.

El equipo de capacitadores del ministerio de Desarrollo Social estuvo integrado por las licenciadas en Trabajo Social Ana María Pereyra y Yamila Molinas; y la licenciada en Letras Romilda Dammer.

 

 

CP DG



Quizás tambien le interese...