Coronavirus: cómo el encierro afecta psicológicamente a las personas

Coronavirus: cómo el encierro afecta psicológicamente a las personas

En consonancia con el decreto de Emergencia Sanitaria y Epidemiológica  que determinó la cuarentena preventiva y obligatoria para todos los ciudadanos en el país por el Coronavirus (COVID-19). En comunicación con profesionales de la psicología se afirmó que la situación movilizará a todas las personas de alguna forma u otra.


Radio «FMS»  – Guido Fischer- Psicólogo


El aislamiento, físico, emocional y psicológico traerá consigo el replanteo de las situaciones actual que cada persona presenta en su cotidianeidad. Guido Fischer, Psicólogo aseguró que la clara situación de crisis en algo modificará a todas las personas, y se presenta por delante el desafío de acomodarse a esta situación nueva. El aislamiento traerá consigo replanteos claves, por lo que atraviesan las personas en medio de la cuarentena total, escenarios tales como los vínculos con los seres queridos, en el plano profesional, y lo personal.

 

 

“No pasa nada, esto no me va a afectar, están exagerando”. “Es catastrófico, no lo van a poder controlar, estamos totalmente desprotegidos”. “Debo aprovechar esta situación para hacer todo lo que tengo pendiente, debo ganar tiempo”, son las frases que están flotando en la virtualidad.

 

El aislamiento traería consigo la generación de nuevas zonas de confort, la Pandemia del Coronavirus “COVID-19” tomó de sorpresa al mundo en este año 2020 y esto disparará estados de ansiedad, niveles elevados de incertidumbre que acompañarán a esta situación que precipita y mantiene un estado de captación ansiosa que constituye la preparación frente a una amenaza nueva y desconocida.

 

El profesional sostuvo que el desafío de la cuarentena será acomodarse, “no queda otra” y enunció las emociones que se presentarán en la situación:

 

El miedo, “tenemos que tener mucho cuidado es el miedo, es la emoción más básica del ser humano, en una dosis justa creo que está bien, pero pasadas de esa dosis no pone en otro lugar con más riesgo personal y colectivo” concluyó Guido.

 

Por otra parte, una de las frases que hizo referencia fue “salir de la zona de confort” y explicó “si nos quedamos en la zona del miedo, comenzaremos a hacer desastres, y veremos como las personas irán a comprar todos los alcoholes en gel, veremos las manifestación de ansiedad que no permitirán relajarse».

 

Generar nuevas formas de confort dentro del hogar, como en el plano personal, como por ejemplo actividades artísticas,  musicales,  animarse  hacer cosas que no las podían hacer antes por cuestiones de tiempo, la no censura, acercarse a las actividades físicas, estar en movimiento, generar cosas para sí mismo.

 

 

Otras de las zonas, serían “la zona de aprendizaje”, Fischer sostuvo que lo mejor que puede hacer es ayudar al otro. Acerca de la sobreinformación que acompaña a esta circunstancia “dejar de ver todas las noticias, que no le suman tanto, hay que amarse una rutina  sana, desde cebar el mate con la otra mano, rutinas de ejercicios físicos en el departamento, volcar cosas en un papel, hoy el tiempo nos sobra” agregó.

 

Añadió acerca  de la “zona de crecimiento”  “hay una grieta que se ve claramente a nivel social, es una grieta sociológica, es entre aquellos que son solidarios, y claramente que aquel que entiendo se sale en equipo. Y aquellos que no acatan las normas, a los que no les importa nada,  esto nos llevará a otro lugar mucho más solidario, de entender que hay que funcionar en equipo, respetar el aislamiento”.

 

 

Ante la extensión del aislamiento por la pandemia, señaló “las personas ansiosas que serán las que padecerán un poco más, la ansiedad surge a partir de una preocupación, que es exagerada, que se manifiesta tanto en el cuerpo, como en la cabeza en el aparato cognitivo eso a su vez genera estrés, el estrés es otra puertita hacia otras enfermedades, hay gente que lo tolera muy bien, y que están aprovechando este tiempo para hacer cosas que no podían hacerlas, el aislamiento, funcionará como un amplificador, amplificará rápido lo que ya había en esa persona, como un factor sorpresa, porque así paso con esto de la pandemia, es inevitable que no afecto de alguna u otra manera a todos”.

 

Situación de encierro

 

 

Acerca del encierro, algo que en redes sociales ocurrió es que muchas personas relacionan a la cuarentena como la situación de “una prisión”. Ante la consulta el profesional destacó que solo es una expresión, y que claramente habla de emociones, indicó “expresan el hecho de convivir con algo con lo que nunca lo hicieron”. Además, precisó que “en esta instancia hay que convivir con la incertidumbre por un tiempo, es lo que nos pasa a todos”.

 

Acerca de la expresión “una prisión”, las personas que están “privadas de la libertad” por algún hecho, enfrentan situaciones distintas a la que el común frecuenta en la vida cotidiana, se podrán poner en discusión los conceptos de prisión, como la libertad circulación, libertades emocionales, etc. El resguardo social, no es una prisión, se pueden tomar decisiones personales las cuales en un contexto de encierro no son las mismas, y los contextos tampoco. La libertad es un derecho, pero nos es el único derecho humano.

 

 

En dialogo con otra profesional, manifestó que en cada persona puede despertar diversas emociones y también de diferentes formas. La libertad de circulación puede efectuarse en una persona que no es libre emocionalmente, o viceversa, es decir, que el aislamiento puede despertar emociones positivas o liberadoras.

 

Por otra parte, indicó también que uno puede vivir solo, “entra y sale”, “va y viene” y “hace actividades”, sin embargo  “esto es vivir con vos mismo, llevará a estados de ambiguos, porque somos parte de un colectivo social, lo traemos desde el lado social”.  Para afrontar la situación,  explica “también depende de cómo quieran salir de la situación, no basta que el otro se cuide. Uno mismo debe cuidarse. Cuanto un se quiere a sí mismo, depende de ser conscientes de en qué situación estamos” concluyó.

 

 

LC

 



Quizás tambien le interese...