comScore

La OMS y UNICEF advierten que para el 2023 el aire en Argentina va a estar entre los más contaminados del mundo

La OMS y UNICEF advierten que para el 2023 el aire en Argentina va a estar entre los más contaminados del mundo

La Organización Mundial de la Salud (OMS), UNICEF y la revista científica The Lancet alertan que el futuro de todos los niños y adolescentes del mundo está «bajo amenaza inmediata». En un ranking de 180 países, Argentina ocupa el puesto 117 en sustentabilidad, tomando como indicador el exceso de emisiones de dióxido de carbono (CO2) por persona.

 

«Ningún país tiene buenos resultados en el índice», concluyó el estudio realizado por una comisión de más de 40 expertos en salud infantil y adolescente de todo el mundo. «Ningún país está protegiendo en forma adecuada la salud de los niños, su medio ambiente y su futuro», insistió.

 

Titulado ¿Un futuro para los niños del mundo?, el informe presiona para que haya un replanteo radical de la salud infantil. Porque, tal como titula en su editorial, «no hay excusas y no hay tiempo que perder».

 

 

Algunas causas de las «amenazas climáticas y comerciales» que señala son la degradación ecológica, el cambio climático y las prácticas de marketing «explotadoras» que impulsan en los niños al consumo de comida rápida, bebidas azucaradas, alcohol y tabaco.

 

La comisión armó un índice de 180 países y comparó su desempeño. Con los resultados, hizo un ranking de sustentabilidad, tomando como indicador el exceso de emisiones de dióxido de carbono (CO2) que tiene cada país en relación a los objetivos para 2030. Este exceso «refleja una amenaza para futuros niños», asegura.

 

Argentina quedó en el puesto 117 y figura en rojo en el mapa mundial. Nuestras emisiones de CO2 son de 4,62 toneladas métricas por persona y exceden en un 70% al objetivo para el 2030 (que es de 2,7 toneladas métricas por persona).

 

Quedamos levemente por encima de Chile (puesto 120), pero mucho peor posicionados que otros países latinoamericanos como Paraguay (53), Colombia (73), Bolivia (79), Uruguay (82), Perú (83), Brasil (89) y Ecuador (91). Países como Estados Unidos, Australia y Arabia Saudita se encuentran entre los diez peores emisores. Mientras que los más sustentables son los africanos Burundi, Chad y Somalia.

 

¿Por qué emitimos tanto dióxido de carbono? Consultado por Clarín, Enrique Maurtua Konstantinidis, experto en negociaciones de Cambio Climático de Naciones Unidas y asesor senior de política climática en la Fundación Ambiente y Recursos Naturales (FARN) explica que Argentina se posiciona, a nivel mundial, entre los 25 primeros emisores de gases de efecto invernadero.

 

«En Argentina la emisión de gases de efecto invernadero, y en particular de dióxido de carbono, está principalmente asociado a las emisiones del sector energético, incluyendo el transporte. La mitad de todas las emisiones que hay en el país, el 56%, es de todo lo que es producción y consumo de energía», señala.

 

«Otra parte importante de las emisiones de nuestro país, un 37%, viene de todo lo que implica los usos de la tierra, entre ellos lo que tiene que ver con la deforestación, la agricultura y la ganadería. Después quedan algunas porciones más pequeñas vinculadas a algunos procesos industriales y a la basura», continúa.

 

«Este no es el único ranking que habla de que el nivel de esfuerzo de Argentina para el 2030 tendría que duplicarse, aproximadamente. Hay varias metodologías internacionales que también hablan de que Argentina, para estar en línea con los objetivos del Acuerdo de París, tendría que ir a casi la mitad de lo que hoy por hoy son los compromisos climáticos de nuestro país», cierra Kostantinidis.

 

Un segundo ranking que armó la comisión convocada por la OMS, UNICEF y The Lancet evalúa la «prosperidad» de los niños y adolescentes basada en indicadores como la supervivencia y bienestar infantil, la salud, la educación y la nutrición.

 

En este caso, Argentina quedó en el puesto 86. En comparación con otros países latinoamericanos, estamos peor posicionados que Chile (53) y Uruguay (66), aunque mejor que Brasil (90) y Perú (97).

 

 

Este ranking concluyó que los chicos de Noruega, Corea y los Países Bajos tienen las mejores posibilidades de supervivencia y bienestar infantil, mientras que en la República Centroafricana, Chad y Somalia enfrentan las peores.

 

«A pesar de las mejoras en la salud de niños y adolescentes en los últimos 20 años, el progreso se ha estancado y se espera que se revierta», analizó la ex primera ministra de Nueva Zelanda y copresidenta de la Comisión, Helen Clark.

 

«Se ha estimado que alrededor de 250 millones de niños menores de cinco años en países de ingresos bajos y medianos corren el riesgo de no alcanzar su potencial de desarrollo, en base a medidas de retraso en el crecimiento y pobreza. Pero aún más preocupante es que cada niño en todo el mundo ahora enfrenta amenazas existenciales por el cambio climático y las presiones comerciales», siguió.

 

«Los países necesitan revisar su enfoque de la salud infantil y adolescente para garantizar que no solo cuidemos a nuestros hijos hoy, sino que protejamos el mundo que heredarán en el futuro«, concluyó Clark.

 

Si el calentamiento global supera los 4 ° C para el año 2100 en línea con las proyecciones actuales, esto conduciría a consecuencias devastadoras para la salud de los niños, debido al aumento de los niveles oceánicos, las olas de calor, la proliferación de enfermedades como la malaria y el dengue, y la desnutrición.

 

Los autores piden detener las emisiones de CO2 con urgencia, colocar a los niños y adolescentes en el centro de nuestros esfuerzos, generar nuevas políticas e inversiones para trabajar en pro de la salud infantil, e incorporar las voces de los niños en las decisiones políticas, entre otras acciones que buscan proteger a los más chicos.

 

Qué piensan los chicos argentinos

 

El informe incluyó datos de dos focus group realizados en febrero de 2019 en el barrio El Mercadito de La Plata. El espacio fue facilitado por la Biblioteca de las Puertas Rojas, un proyecto de extensión universitaria de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP).

 

Fueron consultados 17 chicos platenses de entre 12 y 17 años, que discutieron sobre el derecho a la salud, el acceso a la atención médica, y las amenazas que perciben para su bienestar.

 

«En Argentina, los adolescentes mencionaron perros y ratas como amenazas para su salud, y se vieron afectados por los basureros», indica el informe. También salió a la luz la prevalencia de robos: “Si te conocen, generalmente no hay violencia contra vos. Cuando las personas se conocen, hay menos violencia».

 

Los chicos consultados hablaron de su deseo de participar para «mejorar al país» y comentaron que la escuela les dio la información que necesitaban para hacer las elecciones correctas en la vida y mejorar su salud mental a través del arte y la música.

 

Por otro lado, el informe destaca «el movimiento de niñas en Argentina para reclamar su sexualidad y derechos reproductivos (incluido el derecho al aborto)». Lo usa como ejemplo de las iniciativas dirigidas por adolescentes «que pueden impulsar el progreso en las preocupaciones locales», al igual que las protestas de jóvenes sobre seguridad vial en Bangladesh o el movimiento estudiantil en Chile.

 

Fuente: Clarín
DL

DL-


Quizás tambien le interese...