Advierten que, publicar fotos de los hijos en ropa de baño, saliendo de clases y en sus actividades cotidianas, podría exponerlos a peligros en redes

Advierten que, publicar fotos de los hijos en ropa de baño, saliendo de clases y en sus actividades cotidianas, podría exponerlos a peligros en redes

La subcomisario de la Dirección Cibercrimen de la Policía de Misiones, María Rosa Aquino  informó que mucha de esta información es usada por pederastas, groomers y otros delincuentes para consumar los delitos.

A pocas semanas de iniciar las clases, la subcomisario de la Dirección de Cibercrimen de la Policía de Misiones brindó una serie de recomendaciones para cuidar la integridad de los niños y adolescentes de la provincia.

En ese sentido, advirtió que mucha de la información que se publica de manera pública en internet, puede ser usada por redes de trata, de pederastas o incluso por groomers para consumar sus delitos.

“No estamos exentos de estos peligros, a veces pensamos que solo ocurren estas cosas en otros países, pero debemos tener en cuenta que Internet llegó y se va a quedar. (…) el mes que viene comienzan las clases y sin querer al publicar las fotos donde figura el logo de la escuela y el uniforme, nuestros hijos en ropa de baño o en las clases de natación, estamos brindando información sobre el día a día de nuestro hijo”, agregó.

Agregó que , “si brindamos esa información vamos a hacer un blanco más fácil porque tenemos que acordarnos que el delito que más estamos sufriendo es el de grooming y el acosador utiliza toda la información para generar confianza con el menor, desde el colegio al que va,  las actividades que le gusta realizar e incluso las frustraciones que tiene y que cuentan en sus redes”, indicó.

Recordó que el grooming es el engaño intencional de un adulto hacia un niño, niña o adolescente, a través de las redes sociales, con el propósito de ejercer alguna forma de violencia sexual. La modalidad es que los adultos que realizan este delito, denominados groomers,suelen generar un perfil falso en una red social, sala de chat, entre otras, haciéndose pasar por un chico o una chica, creando una identidad falsa, buscando generar confianza para poder entablar una relación con el niño o niña que quieren acosar.

Hasta el año pasado, ocho de cada diez víctimas de grooming eran mujeres menores de 17 años, según informaron desde la ONG Grooming Argentina.

Precisaron que , los acosadores no solo utilizan todas las redes sociales en donde suelen encontrarse los niños y adolescentes como Facebook, Twitter, Snapchat, Instagram, Youtube, Tik Tok, y otras; sino que también se encuentran presentes en las plataformas de juegos en red en los que se interactúa en simultáneo a través de chats internos o grupales.

Según una encuesta realizada por DigiPadres, a niños y adolescentes de Buenos Aires acerca de los riesgos y situaciones a las que se enfrentan online, el 60% recibió una solicitud de contacto por parte de desconocidos y 1 de cada 3 afirmó haber vivido una situación incómoda en la web.

Denuncias

Según Aquino, los que más denuncian son los padres y los educadores. No obstante, pidió a la población prevenir  estos males. “No deberían denunciar el hecho consumado, sino prevenirlo, porque tengamos en cuenta que el acosador detrás del arreglo que hace, usa el tiempo y en muchas veces son meses y allí está nuestra tarea de controlar con quién está hablando nuestro hijo».

 

SPM



Quizás tambien le interese...