comScore

Hoy recordamos a Atahualpa Yupanqui, una leyenda de la música argentina

Hoy recordamos a Atahualpa Yupanqui, una leyenda de la música argentina

Un día como hoy pero de 1908 nacía uno de los artistas más grandes que ha dado nuestra tierra.

 

El 31 de enero de 1908 nacía Atahualpa Yupanqui. El más grande cantante de folclore de la Argentina, nacido en Buenos Aires, paseó su música por todos los rincones del país, con más de 1500 composiciones en su haber. Además, tras su exilio en París, actuó junto con Edith Piaf y logró el reconocimiento internacional. «Los ejes de mi carreta» y la «Zamba del adiós» son sólo un par de los que traspasaron fronteras.

 

Atahualpa Yupanqui (que en quechua quiere decir «el que viene de lejanas tierras para decir algo»), es el seudónimo que utilizó Héctor Roberto Chavero Aramburo, que nació en Pergamino el 31 de enero de 1908 y falleció en Nîmes, Francia, el 23 de mayo de 1992. «Don Ata» fue cantautor, guitarrista, poeta y escritor, y un orgullo argentino.

 

Se le considera el más importante músico argentino de folclore, y su composiciones han sido cantadas por grandes intérpretes como Mercedes Sosa, Pedro Aznar, Los Chalchaleros, Horacio Guarany, Jorge Cafrune, Alfredo Zitarrosa, José Larralde, Víctor Jara, Ángel Parra, Jairo, Andrés Calamaro, Divididos, Marie Laforêt y Mikel Laboa entre muchos otros, y siguen formando parte del repertorio de innumerables artistas, en Argentina y en distintas partes del mundo.

 

En 1986 Francia lo condecoró como Caballero de la Orden de las Artes y las Letras.

 

A causa de su afiliación al Partido Comunista (que duró hasta 1952), su obra sufrió la censura durante la presidencia de Juan Perón, fue detenido y encarcelado varias veces.

 

De las 325 canciones de su autoría registradas oficialmente, pueden citarse La alabanza, La añera, El arriero, Basta ya, Cachilo dormido, Camino del indio, Coplas del payador perseguido, Los ejes de mi carreta, Los hermanos, Indiecito dormido, Le tengo rabia al silencio, Luna tucumana, Milonga del solitario, Piedra y camino, El poeta, Las preguntitas, Sin caballo y en Montiel, Tú que puedes, vuélvete, Nada más, Viene clareando y Zamba del grillo, entre muchas otras.

 

 

Fuente: MendoVoz

CM-


Quizás tambien le interese...