Las últimas lluvias trajeron alivio en Paraguay por los incendios

Las últimas lluvias trajeron alivio en Paraguay por los incendios

Las últimas lluvias que se registraron en la región Noreste argentino y también Paraguay el pasado fin de semana, trajeron alivio a la angustiante situación que se había generado en el vecino país en agosto y septiembre por los innumerables focos de incendios que se produjeron en gran parte de su territorio, donde se destruyeron un total de 312.528 hectáreas de selva y producción forestal.

 

El Instituto Forestal Nacional (INFONA) de Paraguay informó que según el último reporte satelital -del lunes a la tarde- se registran «cero focos» de incendios forestales en todo el territorio paraguayo.

 

Las imágenes satelitales de las últimas 12 y 24 horas demuestran la extinción total de los focos de calor debido principalmente a la gran cantidad de lluvias caídas en el país durante el último fin de semana.

 

El informe señala además que existe baja posibilidad de que se reactiven las llamas, al menos durante los próximos días, debido al descenso de la temperatura y a la dirección de los vientos que dieron un giro con dirección sureste.

 

De acuerdo al reporte de la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN) de los primeros días del mes de octubre, la región chaqueña fue la más afectada por los incendios forestales que se registraron desde mediados del mes de agosto con un total de 312.528 hectáreas destruidas.

 

Igualmente se produjeron incendios en gran parte de la región oriental, afectando principalmente los parques nacionales y reservas de recursos manejados, en los departamentos de Canindeyú, Concepción, Caazapá, Cordillera, Central, entre otros.

 

La afectación de los recursos naturales por el fuego generó efectos nocivos en el ambiente como el deterioro del suelo, pérdida de la fauna silvestre, destrucción de los ecosistemas, pérdida de la diversidad de la flora y fauna, contaminación del aire y recalentamiento de la atmósfera.

 

Al mismo tiempo, ocasionó importantes pérdidas económicas como pérdida de ganados, destrucción de cultivos, baja productividad agropecuaria, desabastecimiento alimentario, falta de empleo y déficit de materia prima.

 

Las autoridades paraguayas consideran que el 90 por ciento de los casos son provocados por lo que se han iniciado investigaciones penales y en caso de comprobarse la responsabilidad humana, los delitos contra el medio ambiente son castigados con penas carcelarias de hasta 8 años y millonarias multas.

 



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE