Alexa

¿Cuáles son países más deforestados de América Latina y porqué un país vecino encabeza la lista?

Los bosques y selvas siguen desapareciendo en el mundo, aunque hay algunas buenas noticias. Según una investigación de BBC Mundo, en 2018, se perdieron alrededor de 12 millones de hectáreas de vegetación en las regiones tropicales. Esto equivale a 30 campos de fútbol por minuto.

Si bien la cifra del año pasado muestra una disminución con respecto a 2016 y 2017, sigue siendo la cuarta tasa más alta de pérdidas desde que comenzaron los registros en 2001. Una particular preocupación es la destrucción continua de lo que se denominan bosques primarios, es decir los bosques nativos.

Pero, ¿dónde se ubican estas pérdidas? ¿Cuáles son los países más deforestados del mundo y qué lugares ocupan los de América Latina?

La desafortunada lista la encabeza Brasil, hogar de la mayor parte de la selva amazónica con una pérdida de más de 1,3 millones de hectáreas en 2018.

La selva de la cuenca del Amazonas alberga cerca de 20 millones de personas. Entre ellas hay decenas de tribus que viven en aislamiento voluntario.

El segundo lugar de la lista de países más deforestados de 2018 lo ocupa la República Democrática del Congo con una pérdida de bosques y selvas de más de 480.000 hectáreas, y el tercero es Indonesia, con una merma de casi 340.000 hectáreas.

En el listado de los 10 países con más deforestación en 2018, hay otros tres que pertenecen a América Latina, además de Brasil.

Colombia ocupa el cuarto lugar con una pérdida de vegetación de casi 177.000 hectáreas. El país registró un importante ascenso en la pérdida de vegetación que se vio por primera vez en 2016.

Este incremento se ha relacionado con el proceso de paz en el país donde las áreas de la Amazonía que una vez estuvieron en manos de las guerrillas de las FARC, en la actualidad se ofrecen a desarrollo de emprendimientos privados. Bolivia está en el quinto puesto, con una disminución de más de 154.000 hectáreas; y Perú en el séptimo con un poco más de 140.000 hectáreas.

A nivel general, los datos de 2018 muestran una caída en comparación a los dos años anteriores, en los cuales gran cantidad de árboles se perdieron por el fuego.

Sin embargo, los involucrados en la investigación dicen que esta buena noticia está algo sobrevalorada.»Es tentador celebrar un segundo año de declive desde la pérdida máxima de la cobertura forestal en 2016″, dijo a la BBC Frances Seymour del Instituto de Recursos Mundiales, que dirige el informe Global Forest Watch.

«Pero si miras hacia atrás en los últimos 18 años, está claro que la tendencia general sigue siendo ascendente. No estamos cerca de ganar esta batalla»., lamentó

LA REGION

NACIONALES

INTERNACIONALES

ULTIMAS NOTICIAS

Columnas