“Hasta el macrista más humilde reconoce que el país estaba desendeudado” aseguró un economista sobre la gestión de Cristina Kirchner

“Hasta el macrista más humilde reconoce que el país estaba desendeudado” aseguró un economista sobre la gestión de Cristina Kirchner

Darío Ochoa, economista y analista misionero, indicó que son “impagables” todas las transacciones financieras realizadas desde el Gobierno nacional. Precisó que esta “timba financiera” hace que las grandes empresas decidan retirarse mientras aún tengan la posibilidad de cobrar. Además afirmó que “no importa” la cifra del Riesgo País mientras no haya sobreendeudamiento.

Darío Ochoa en Radio Libertad.

 

“En un país sobreendeudado, el indicador de Riesgo País es importante y pegó en esos mil puntos que son altísimos”, especificó el economista. En el año 2001, explicó, también se había presentado esta situación y fue desde allí que no se pudo dar vuelta atrás.

Ayer se conoció que la cifra de Riesgo País rozó los mil puntos junto a un dólar de casi 45 pesos y, a raíz de esa noticia, el presidente Mauricio Macri salió a hablar. Aseveró que se debía al “miedo” que tiene el mundo de que en las próximas elecciones salga electa Cristina Fernández como primera mandataria.

Ochoa, en este sentido, afirmó que el incremento en los valores nada tiene que ver con el contexto electoral y dijo que “ya faltan seis meses – para las elecciones – y no sabemos quiénes son los candidatos”. Apuntó además que “tiene que ver con la política económica del Gobierno nacional. Todos los jugadores del mercado financiero ven que es imposible pagar la deuda que tomó el macrismo”.

Durante el gobierno anterior, señaló, se “solucionó un frente externo financiero heredado” y dijo que Cristina fue una “pagadora serial” al saldar las deudas de años anteriores. “Hasta el macrista mas paupérrimo reconoce que el país estaba desendeudado y por eso nos prestaron casi 200 mil millones de dólares. Nadie le presta al que está sobreendeudado”, agregó.

“Si vuelve Cristina, los financieros tendrán que acomodarse a nuevas cuestiones. No se va a permitir esa ‘timba’ ni la fuga de capitales, tampoco permitirán la lluvia de importaciones sino que para infraestructura”, enfatizó. El Riesgo País en tiempos de kirchnerismo, especificó el analista, supo estar más bajo: no llegaba a los quinientos puntos. “No importa cuánto mida el Riesgo País mientras uno no pida préstamos. En años anteriores la cifra superó los mil puntos y la Argentina siguió funcionando perfectamente”, finalizó.

A.B.V.

 



Quizás tambien le interese...