Vecinos de Iguazú exigirán que en 24 Horas se les notifique la cancelación del proyecto “Oportunidades Naturales”

Vecinos de Iguazú exigirán que en 24 Horas se les notifique la cancelación del proyecto “Oportunidades Naturales”

La medida se decidió ayer por tarde en una asamblea realizada en la Plaza San Martín. A las 7 am  se presentará un escrito en la Intendencia del Parque Nacional Iguazú con ese reclamo y si no obtienen una respuesta favorable, no descartan volver a cortar el ingreso a Cataratas. 

 

Hoy será un día clave para el futuro del proyecto “Oportunidades Naturales”, que ha generado controversia a nivel nacional y que es tema de discusión en todos los puntos turísticos que tiene el país.

 

Es que en una asamblea realizada ayer por la tarde en la Plaza San Martín de Iguazú, vecinos de esa ciudad decidieron que presentarán una escrito mañana en la intendencia del Parque Nacional, exigiendo que se les notifique la cancelación de la iniciativa impulsada por el Gobierno nacional , que busca generar inversiones del sector privado en las áreas naturales protegidas y que tiene al predio que rodea a las Cataratas como uno de los puntos a licitar.

 

En caso que no obtengan una respuesta favorable, los asambleístas no descartaron volver a cortar el ingreso a la maravilla natural. El martes realizaron por primera vez esa medida de fuerza e  impidieron el acceso al Parque, por casi a 10 horas, tanto a turistas como al personal que trabaja en ese lugar

 

Voces encontradas

 

El proyecto al que se oponen los manifestantes se denomina “Oportunidades naturales: inversión privada para el desarrollo de servicios turísticos en áreas protegidas” y fue presentado en diciembre de 2018 en Iguazú por el Consejo de Federal de Turismo y el Consejo Federal de Ambiente. En la oportunidad, Eduardo Ceccoti, director de Uso Público de la Administración de Parques Nacionales, había negado que se trate de “villas turísticas” y aseguró que lo que se pretende desarrollar dentro del Parque son “proyectos aislados de baja escala, de no más de tres hectáreas y media cada uno, distantes entre sí, con no más de treinta módulos habitacionales, todos en un entorno de amplia normativa de sustentabilidad y cuidado ambiental”.

 

La confrontación entre las autoridades nacionales y los manifestantes en contra de la construcción de estos espacios radica en que, por un lado los grupos ecologistas entienden que los Parques Nacionales son espacios de conservación y que cualquier proyecto que incluya algún tipo de explotación económica debería darse fuera de esos lugares.

 

Otro de los puntos donde surge discrepancia tiene que ver con el planteo de que ninguno de los alojamientos que se instalen dentro del parque terminará generando un impacto positivo considerable en la economía de Puerto Iguazú, debido a que los turistas que se alojen allí ni siquiera pasarían por la ciudad.

 



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE