Se fue a operar el tendón de Aquiles y terminó en estado crítico porque se cayó por el hueco de un ascensor

Se fue a operar el tendón de Aquiles y terminó en estado crítico porque se cayó por el hueco de un ascensor

Ocurrió este jueves al mediodía en el Hospital Evita de Buenos Aires. Junto con él, también cayó el camillero que lo llevaba luego de la cirugía.

Un paciente recién operado del tendón de Aquiles y un camillero se cayeron por el hueco de un ascensor del Hospital Evita de Lanús desde un 5° piso, este jueves al mediodía.

Desde el Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires confirmaron el incidente. También informaron que el camillero está fuera de peligro con una luxación de hombro derecho y el paciente “está siendo estudiado”. Según otras fuentes, sufrió un traumatismo con hundimiento de cráneo y está grave.

“Es increíble. El paciente ingresó para operarse de un tendón de Aquiles, que es una cirugía menor, y ahora corre peligro su vida por el mal mantenimiento de los ascensores”, contó Fernando Corsiglia, vicepresidente de la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia (CICOP), que detalló que el hombre sufrió un traumatismo grave de cráneo. “El camillero sufrió contusiones y politraumatismos varios, además de una fractura en el hombro”, explicó.

El incidente ocurrió justo después de la cirugía, cuando el camillero trasladaba al paciente desde el 5° piso. Según los testigos, llamó el ascensor y vino. Pero cuando se puso de espaldas para subir con la camilla, el ascensor ya no estaba y ambos cayeron por el hueco.


La información fue anticipada por Twitter por Daniel Gollan, que fue ministro de Salud durante la presidencia de Cristina Fernández de Kirchner. Según aseguró, el paciente también sufrió la fractura de cinco costillas y un neumotórax y el camillero resultó herido, pero no de gravedad. Ambos están internados en terapia intensiva.

“La cabina del ascensor estaba cuando se abrió la puerta del 5to piso pero cayó en el momento que subía el camillero de espaldas”, relató Gollan.

“Nuestro personal venía planteando el mal funcionamiento de los ascensores del Hospital Evita desde hace bastante tiempo, dentro del contexto general del mal estado hospitalario. Hay un grave déficit de mantenimiento que tiene origen en el Gobierno anterior, pero el actual tampoco puso énfasis ni política ni presupuesto en el sistema de salud”, subrayó Corsiglia. Y agregó: “El Gobierno provincial, a través de su Ministerio de Salud, decidió iniciar refacciones en las guardias, pero no se ocupa de mantener el resto de las instalaciones. Y los ascensores de todos los hospitales tienen un pobre control. Ya se cayó uno en el San Martín de La Plata”. (Clarín)

 



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE