Passalacqua, mezclado como un vecino más, compartió con los asistentes el Súper TC 2000

Passalacqua, mezclado como un vecino más, compartió con los asistentes el Súper TC 2000

 

En el soleado y casi caluroso mediodía del domingo en Oberá, al calor de los motores del Súper TC2000 y mezclado entre miles de fanáticos de los fierros, caminaba como un vecino más, el Gobernador de Misiones Hugo Passalacqua.

Muchos de los asistentes que habían llegado de todas partes no podían creer que andaba solo, en remera y de a pie, saludando a los concurrentes e intercambiando con ellos anécdotas de las carreras.

«Gobernador, venga a compartir el asadito», fue la invitación reiterada en varios puestos improvisados al costado del circuito, entre el rugir de los motores.

Passalacqua aceptaba gustoso el convite, probaba un bocado y seguía así hasta otra invitación, a la que demoraba en llegar entre tantas fotos y selfies para las que tuvo que posar.

«La gente re contra sorprendida, muchos no podían creer que estaba ahí, con ellos», contaba más tarde un asistente del mandatario misionero.

«A la gente le cayó increíblemente bien que esté ahí, mezclado  con los asistentes a la carrera», contaba otro colaborador cuando el cronista se acercó a preguntarles qué pensaba.

Es un rasgo distintivo del titular del Ejecutivo de Misiones. Su buen feed back con los vecinos, su trato natural de igual a igual, el intercambio de palabras con innegable tono misionero y sus abrazos con la gente.

«Ese quién es», preguntaba un asistente que viajo mil kilómetros por esta carrera. También pidió su selfie y se llevó la anécdota.

Es que a muchas personas de Misiones y otras provincias sorprendía que,  en este momento difícil donde en no pocos sectores la gente no quiere saber de los políticos, y menos aún manifestar aprecio y apoyo, como uno más, compartió ayer la carrera y los asado nada menos que el Gobernador de Misiones.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE