Los “quema grasas” ¿funcionan realmente sin riesgos para la salud?

Los “quema grasas” ¿funcionan realmente sin riesgos para la salud?

 

El deseo de bajar de peso de manera rápida es uno de los ideales más prevalentes en la sociedad actual, tanto mujeres como hombres con sobrepeso u obesidad muchas veces buscan alternativas como las pastillas para adelgazar, diuréticos, laxantes y los famosos “quemadores de grasas”, con el objetivo de perder muchos kilos en un corto tiempo sin mayores esfuerzos.

Mucho se ha recomendado a la población sobre los riesgos para salud que pueden provocar estos productos, pero, sin embargo, la gran publicidad que manejan estas empresas, sumado a la venta libre de los mismos y la desesperación de quien sufre una obesidad, en la mayoría de los casos lleva a que se consuman pastillas sin pensar más allá, es decir, en los efectos adversos que pueden provocar a expensas de hacernos “adelgazar”.

Ningún estudio sustenta la hipotética capacidad “quemagrasas” de estos productos, mientras que sí existen indicios del riesgo que supone ingerirlos: sudoración, hipertensión, síncopes y parestesias. También puede generar pérdida de electrolitos, deshidratación, palpitaciones, dolor de cabeza, náuseas, insomnio, nerviosismo e insuficiencia hepática crónica.

Muchos de los productos en cuestión, utilizan la impronta de lo “natural” para crear mayor credibilidad por parte de la población, nombran algunos ingredientes como el té verde, jengibre, cafeína, tartrato de L-carnitina o celulosa microcristalina, pero más allá de la naturaleza de estos productos, científicamente ninguno de ellos ha demostrado ser efectivo para perder grasa corporal en sí.

Recordemos que:

  • Antes de iniciar una dieta, que debe acompañarse de un cambio en el estilo de vida, se debe consultar con un profesional acreditado y especializado en el tema.
  • Los productos milagrosos no existen: muchas veces perdemos peso al consumir pastillas, pero, porque las mismas nos suprimen el apetito, inhiben la absorción de nutrientes, ejercen efectos laxantes y diuréticos, pero son procesos totalmente reversibles, es decir, volvemos a comer y dejamos las pastillas y todo vuelve a estar igual que antes.
  • La unida forma de “quemar”, o mejor dicho disminuir la grasa corporal es con alimentación adecuada y actividad física.
  • Que algo sea “naturalno significa que sea seguro, efectivo o inocuo.
  • Es arriesgadocomprar complementos alimenticios a través de Internet.
  • La salud, ante todo, siempre pensemos en los efectos adversos y a largo plazo de todo lo que vamos a ingerir.

Lic. Romina Krauss

M.P. n° 147

 

 



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE