Reforma fiscal: “Que la Nación les pida a las provincias que resignen recursos es ridículo”

Reforma fiscal: “Que la Nación les pida a las provincias que resignen recursos es ridículo”

El economista Matías Tombolini remarcó la necesidad de avanzar en una modificación en la Coparticipación que beneficie a las jurisdicciones que reciben menor cantidad de recursos por habitante, como Misiones. Consideró que también sería oportuno hacer una reforma fiscal, pero no a expensas de la recaudación de las provincias.  Destacó a Misiones como una provincia que supo mantener en orden sus números, aún en un contexto de escasez de recursos. Opinó que Cataratas tiene potencial para convertirse en la puerta de entrada para un nuevo destino global. Pronosticó que a partir de mayo comenzaría a sentirse una reactivación en el consumo y advirtió que el dólar seguirá relativamente bajo.

El economista pasó por Posadas para participar de una actividad organizada por la facultad de Ciencias Económicas de la UNaM y posteriormente brindó una conferencia de prensa en la que dejó algunas definiciones claras respecto al rumbo de la economía y a algunos de los cambios que pretende llevar adelante el Gobierno nacional.

Pronosticó que debido a la gran cantidad de dólares que ingresaron con el blanqueo y la toma de deuda, difícilmente la divisa norteamericana vaya a aumentar durante el transcurso del año, estimó que “en algún momento” se acercará al parámetro de 16,50 pesos, número que el Gobierno nacional considera “razonable”. Explicó que un dólar relativamente barato genera en los consumidores una sensación de mayor poder adquisitivo, algo deseable para el Gobierno en un año electoral. Analizó además que una devaluación generaría inflación si llegara por vía de emisión de pesos o estancamiento de la economía real, si llegara por vía de un alza en las tasas.

Estimó además que el consumo aumentará progresivamente a partir de mayo, cuando la mayoría de las paritarias estén resueltas y la plata de los aumentos salariales esté en la calle. Advirtió que la reactivación será lenta, no exenta de altibajos y tendrá más fuerza en algunos sectores y en otros no tanta.

Ante la consulta de Misiones Online, resaltó la necesidad de avanzar en una reforma en el sistema de coparticipación que haga más equitativa la distribución de recursos recaudados por la Nación. “Misiones es la quinta provincia que menos recursos por habitante recibe desde que se cedió un porcentaje a la provincia de Buenos Aires (N. de la R. Misiones, junto a otras provincias cedió un 30% de su coparticipación en 1988 para conformar el Fondo del Conurbano Bonaerense) la provincia quedó complicada. En aquel entonces tenía 600 mil habitantes, ahora tiene más de un millón pero sigue con el mismo porcentaje de coparticipación que tenía con 600 mil habitantes. Misiones es una de las provincias que claramente tiene que recibir más recursos que los que recibe hoy”, remarcó.

El economista consideró “razonable” la intención del Gobierno nacional de llevar adelante una reforma fiscal que derive en una reducción de la presión impositiva, pero advirtió que no debería hacerse a costo de la recaudación de las provincias. “Está bien pedirle a las provincias que no aumenten presión fiscal, pero pedirles que resignen recursos propios para que el ajuste lo hagan las provincias y no la Nación es ridículo, no va a caminar. La pregunta que hay que hacerle a la Nación es: ¿Quién va a pagar la cuenta de la reforma fiscal? ¿Qué hacemos con los gastos que tienen las provincias? Si no se da una respuesta a eso, la reforma va a entrar en un terreno complicado”, opinó.

Calificó a Misiones como una provincia ordenada. “Misiones tiene una buena disciplina fiscal, una calificación B3 que es muy interesante, es una provincia muy poco endeudada, de hecho podría salir al mercado a tomar deuda y no lo ha hecho. Creo que las provincias en promedio tienen mejor disciplina fiscal que la Nación, hay provincias que tienen peor performance que otras, Santa Cruz por ejemplo no es lo mismo que Misiones, que es una provincia ordenada con problemas de disponibilidad de recursos pero ordenada, su situación está muy lejos de la de Santa Cruz que hoy está complicada porque con el gobierno anterior vivió de ATN y de ayudas de la Nación que cuando no estuvieron dejaron a la gobernadora encerrada nueve horas sin poder salir de la Casa de Gobierno”, dijo.

Inversiones atadas a la política

Consideró que la posibilidad de captar inversiones dependerá directamente de cómo se resuelva el escenario político. Opinó que a ese efecto, sería favorable que se consolidara una oposición que sea “bien vista” por el mercado. “Las inversiones en Argentina dependen del marco político que haya en adelante. Quien no blanqueó con el gobierno anterior y lo hizo con este, por algún motivo lo hizo ahora y no antes, eso es un indicio de que el que blanquea siente que con este gobierno la protección de la propiedad privada es mayor que con la anterior”, razonó.

Siguiendo con esa línea, dijo que si el kircherismo más duro se consolidara como fuerza política con opciones de volver al poder, esa sería una mala señal para el mercado, pero que si los capitales ven en cambio que se mantiene un “camino de confianza con el mercado”, las inversiones deberían comenzar a llegar.

Señaló que en Misiones el sector con mayor potencial es del turístico, que con la llegada de los nuevos vuelos ya debería sentir un efecto positivo importante. “Misiones tiene la posibilidad de convertirse en la puerta de entrada a un nuevo destino global, porque tiene las Cataratas que es algo que nadie va a poder mover”.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE