#TragediaEnBrasil: Despiden los restos de Rocío y Luana en Oberá

Las estudiantes obereñas fueron dos de las tres víctimas del fatal accidente. Dolor, impotencia y pocas certezas sobre lo que ocurrió dentro del micro.

Sentimientos de dolor, angustia, confusión y tantas preguntas que transcurridas las horas los familiares buscarán responder. Desde esta madrugada velan los restos de Rocio Martinez y Luana Centurion, ambas de la Epet 3 de Oberá en los salones velatorios de la CELO. Rocío y Luana habían armado las valijas después de planificar durante meses este paseo con el que cerrarían solo una etapa de sus vidas. Cierto es que nadie esperaba este  final, pero cierto es también que no convenció a todos desde un primer momento este viaje. Eso lo aseguraron los propios compañeros de Rocío que optaron finalmente por no subir al micro ante las dudas que les generaban las condiciones de la organización. No saben explicar bien qué, pero algo no los convenció. Un grupo había viajado ya a Bariloche, y otro menor  se decidió por las playas de Brasil. Pero hay un tercer grupo que no se inclinó por ninguna de las opciones y es el que hoy camina junto, vestido de negro y desazón en el rostro.

velorio1

Cuando se les pregunta qué pasó no saben decir nada, piensan para lograr siquiera una conclusión pero terminan en la nada. “No es momento de pensar en eso, estamos de duelo, pero ya llegará la hora en que vamos a pedir justicia”, sentenció Oscar, el tío  de Rocío que mientras habla mueve la cabeza de un lado al otro como quien está en permanente negación. “Es muy difícil todo esto, ella era pura alegría”.

Ver: Despiden a las tres misioneras que fallecieron en la #TragediaDeBrasil

“Yo me enteré por las redes sociales, después mirando los noticieros, después ya no habían dudas de que era mi sobrina. El momento fue horrible. Yo no sé nada del viaje porque después de confirmar la noticia no miré más nada, y con la familia ahora no estamos para eso, estamos de duelo. Ahora estamos velando a mi sobrina pero después vamos a pedir que la justicia investigue”.

velorio3

Los salones están a varias cuadras de distancia y en ambos transitan amigos, la familia, los conocidos, y hasta vecinos de Oberá que se acercan a dar el pésame. Desde adentro de los autos se persignan al pasar frente a las salas velatorias. Este es el sentimiento que invade a los obereños, pero a la par del dolor muchos se preguntan qué pudo haber pasado dentro de ese micro. También saben de las versiones de más cantidad de pasajeros que la capacidad permitida, también escucharon que se demoró muchas horas en la esa ciudad por diferencias entre los propios pasajeros y los organizadores por ese número de personas que debía formar parte del viaje. Muchas versiones y pocas certezas.

velorio

“La verdad es que no sabemos qué pasó en el colectivo pero a nosotros no nos gustó desde un primer momento. No sabemos nada solo que Rocío está muerta. No quisimos viajar porque daban muchas vueltas para organizar y ponerse de acuerdo, nos pareció caro. Primero íbamos a viajar todos y después se fueron poquitos. El curso se dividió entre los que se fueron a Bariloche y los que querían ir a Brasil. Nosotros nos quedamos”. El testimonio es de un grupo de amigos de Rocío que no encuentra consuelo ni explicación. La conocen desde el jardín de infantes y admiten que nunca estuvieron de acuerdo con hacer el viaje.

En el entorno más íntimo prefirieron no hablar, pidieron respeto a la prensa por el dolor y solo aseguraron, firmes, que buscarán justicia.

JM



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE