Alexa

Los Pumas juegan a las 15:30 su último partido del Rugby Championship 2016

Resignaron la localía ante Australia y jugarán en el legendario Twickenham de Londres con la esperanza de una buena actuación que desemboque en un triunfo. Por lesiones, siete de sus titulares estarán ausentes.

Según desde qué ángulo se lo mire, la cesión de la localía para el último partido del Rugby Championship puede verse como un signo de fortaleza o de fragilidad. De un lado, los Pumas protagonizarán un espectáculo deportivo de primer nivel en una de las capitales más importantes del planeta, ya que se han ganado por derecho propio el reconocimiento del rugby mundial. Del otro, que la UAR se -haya visto obligada a resignar ventaja deportiva para este crucial choque a fin de mantener saneadas las cuentas desnuda el carácter todavía de transición del rugby argentino.

Lo mismo puede decirse de la actualidad de los Pumas, que fluctúan entre la madurez y la inconsistencia. A lo largo del certamen han alternado momentos en los que demuestran estar a la altura de las potencias y otros más esporádicos en los que parecen hacer una regresión.

Desde las 15.30 (hora argentina) Los Pumas se enfrentarán con Australia en Twickenham (TV Espn 2), donde por cuestiones económicas la UAR decidió mudar la localía del último partido del Rugby Championship 2016, un encuentro que terminará de delinear el balance del equipo argentino en esta competencia. Una buena actuación global, al margen del resultado, permitiría cerrar con signo positivo. Volver a caer en desatenciones graves como en los últimos tres partidos, en cambio, obligarían a un replanteo.

Lo primero, no obstante, aparece como una tarea espinosa, ya que los Pumas llegan lejos de su mejor forma. Por lesiones no tendrán a siete de sus titulares, entre ellos jugadores clave como Facundo Isa, Nicolás Sánchez, Tomás Lavanini, Santiago Cordero y Juan Martín Hernández. A ello se suma el desgaste de una gira más, la sexta para el plantel este año entre Jaguares y Pumas, y la ventaja para los australianos, que redujeron horas de viaje de lo que hubiera sido un vuelo Pretoria-Johannesburgo-San Pablo-Buenos Aires-interior. Además, en Londres se sienten mucho más a gusto que por caso, en Mendoza.

pumaaaaaaaa

En este contexto, el objetivo de conseguir dos victorias en el Championship pasó a ser secundario. La premisa ante los Wallabies, un equipo en construcción pero que no deja de ser una potencia, será superar el mayor déficit que han mostrado los Pumas a lo largo del certamen: la desconcentración. Excepto en la victoria ante los Springboks en Salta, en cada partido se vivieron lapsus de desconcierto y en tres fue la diferencia entre ganar y perder.

Otro aspecto que está en rojo es la definición en los últimos 25 metros. Los Pumas se han mostrado peligrosos y capaces de quebrar la defensa rival desde cualquier sector de la cancha, pero cuando llegan a la zona crítica parecen nublarse y sólo apelan al choque frontal.

Como siempre, la alternancia entre jugar y patear será clave, y cuando se use el pie habrá que estar atentos en defensa ya que el contraataque es la principal arma australiana. Pelotas perdidas en sectores de la cancha donde no es conveniente arriesgar costaron cinco tries en los últimos dos enfrentamientos ante Australia: recientemente, en Perth, tres conquistas en 13 minutos establecieron una desventaja de 21-0 que se hizo irremontable, pese al dominio argentino que prosiguió; en la semifinal del Mundial, en el mismo escenario de esta tarde, fueron dos conquistas en 10 minutos por errores propios las que hicieron el partido cuesta arriba.

El partido de hoy, pese a las similitudes con éste, no tiene carácter de revancha. En primer lugar porque de los 46 jugadores que actuaron aquella vez sólo habrá 22 (15 desde el inicio). Segundo, porque los dos equipos iniciaron luego del Mundial un proceso de transición, con objetivos a largo plazo y con muchos jugadores nuevos. Finalmente, porque está en juego algo distinto a ser uno de los dos mejores equipos del mundo; para los Pumas, está en juego el balance de este Rugby Championship. La diferencia entre seguir creciendo o volver a empezar.

 

LA REGION

NACIONALES

INTERNACIONALES

ULTIMAS NOTICIAS

Columnas