El STJ ordenó la realización de un nuevo juicio por el asesinato del médico Iriarte

El STJ ordenó la realización de un nuevo juicio por el asesinato del médico Iriarte

El Superior Tribunal de Justicia ordenó al Tribunal Penal Dos de Posadas que se integre con magistrados subrogantes y vuelva a juzgar a los imputados por el crimen del médico Carlos Iriarte. Se trata de un caso que lleva demasiado tiempo sin resolución y ha cosechado hasta el momento dos fallos anulados.
La resolución lleva la firma de los magistrados María Laura Niveyro, José Pablo Rivero, Francisco Clavelino Aguirre, Amalia Lilia Avendaño, María Avelli de Lojko, Cecilia Woviak de Guirland, Omar Muyal, Ángel Atilio León y Lyda Inés Gallardo.
Integrada casi en su mayoría también con miembros subrogantes, el STJ dispuso “remitir las actuaciones al Tribunal Penal 2 de la Primera Circunscripción Judicial de la Provincia de Misiones, a los fines de que con integrantes que no hayan tenido participación en la presente causa, procedan a una nueva citación a Juicio a los efectos de llevar adelante la realización del debate que arribe a la debida culminación del proceso”.
El Superior Tribunal tomó la decisión luego de un fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, que decidió revocar la sentenciaq que había condenado a prisión perpetua a Carlos Alberto “Carretilla” Lezcano, Raúl Victoriano “Sapo” Ponce y José Félix “El Rengo” Ríos, considerados partícipes necesarios del delito de “homicidio calificado”, por el crimen del médico del Pami.
La Corte, a su vez, había votado en consonancia con lo dispuesto por el entonces procurador general adjunto de la Nación, Santiago González Warcalde, quien dictaminó que debía hacerse lugar al agravio de la violación de la garantía constitucional de imparcialidad, y atento a la solución propugnada, tras la apertura de la queja, la declaración de nulidad de todo lo actuado a partir de la citación al segundo juicio, que tuvo lugar en la capital misionera en 2004.

El procurador concluyó que hubo falta de imparcialidad, porque magistrados que habían participado en distintas fases del proceso luego dictaron sentencia. Aseguró que se violó así la doble instancia de revisión necesaria.
En 2011, luego de que pasaran siete años entre rejas sin que la sentencia estuviera firme, los tres condenados fueron liberados, previo pago de una fianza de 40 mil pesos. Ahora, es facultad del tribunal que se integre ordenar su captura o mantenerlos en libertad hasta la realización del nuevo debate.

juicio

El segundo juicio, hecho en 2004.

Iriarte fue asesinado de dos balazos la madrugada del 3 de marzo de 1998 luego de salir del casino que en ese tiempo funcionaba en San Martín y San Lorenzo. Se cree que los homicidas querían robarle el dinero que había ganado esa noche. El homicidio se registró cuando el profesional llegaba a su casa, ubicada en la esquina de Berón de Astrada y Bermúdez.
Siempre estuvieron en la mira de los investigadores unos personajes de la noche que solían merodear el casino: Lezcano (“busca” habitual en la casa de juegos), Ponce (remisero) y Ríos.
El profesional médico fue abordado por dos hombres que sin mediar palabra le efectuaron dos disparos con un revólver calibre 22. Los impactos fueron en el pecho y el otro en la espalda.
En un primer juicio por este caso, el Tribunal Penal 1 condenó a José Félix Ríos por el crimen y absolvió por el beneficio de la duda a Lezcano. Pero la fiscal Liliana Picazo recurrió en casación y el Superior Tribunal de Justicia decidió anular el fallo y ordenar un nuevo juicio oral, tarea que recayó en los jueces del Tribunal 2.
En 2004, los jueces Roque Martín González, José Calvo y Alfredo Escribano condenaron a Ríos, Lezcano y Ponce a prisión perpetua. Entonces empezó el rosario de apelaciones, que llegó hasta la Corte Suprema.
Para la fiscal Picazo, el autor material fue Lezcano, quien al momento del ataque era acompañado por Ríos. Además consideró que Ponce llegó a los demás el sitio donde emboscaron a Iriarte.

 

MAS

EP



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE