En Crucero siguen las bajas: prescindieron de Dardo y se desvincularon Nico Martínez y Dematei

En Crucero siguen las bajas: prescindieron de Dardo y se desvincularon Nico Martínez y Dematei

El plantel de Crucero volvió a trabajar en el día de ayer, a pesar de que no tiene competencia, el equipo entrenará hasta el 27 de noviembre cuando comenzarán las vacaciones según las disposiciones de Futbolistas Argentinos Agremiados y la AFA.

De todas formas, son días movidos en Santa Inés ya que se espera la desvinculación de una gran parte del plantel que compitió en Primera División. En la mayoría de los casos los contratos vencen en diciembre y el club ya tomó la decisión de hacer una renovación casi total. Sin contar a los juveniles o jugadores de la Liga Posadeña, son muy pocos los “foráneos” que llegaron de otros clubes del Nacional B o incluso Primera que se quedarán. En la “limpieza” no se salvarán ni siquiera los históricos y los referentes.

Justamente, ayer se produjo la desvinculación de un histórico y referente del plantel, Dardo Romero. Sebastián Rambert le explicó que no lo iba a tener en cuenta para la temporada 2016. El marcador/volante agradeció al club y terminó de finiquitar su vínculo con el Colectivero, poniendo fin a una larga y exitosa carrera con varios ascensos.

Dardo, de 35 años, se tomará un tiempo para pensar si sigue jugando al fútbol, aunque ya avisó que tiene “cuerda” para un tiempo más y no vería con malos ojos jugar en Guaraní A. Franco. Se sabe, su máxima siempre fue no moverse de Misiones.

También concretaron sus desvinculaciones el paraguayo Nicolás Martínez y Nicolás Dematei, el marcador lateral izquierdo.

Los que ya se fueron

A continuación, el listado de jugadores que ya se fueron de Crucero:

Diego Calgaro, se desvinculó en el receso (quedó libre por un compromiso que había asumido con Julio Koropeski en caso de que no consiguiera continuidad se iba antes de finalizar su contrato, que terminaba en diciembre).

Hace dos meses, cuando el equipo quedó casi sentenciado al descenso (aún con chances matemáticas) partieron: Juan Cabrera y Fabián MonserratMarcelo Lamas y Claudio Fileppi.

Más tarde, la desvinculación más fuerte. La partida de Ernesto “Pinti” Alvarez, quien se quedó con las ganas de jugar en la Bombonera o ante River.

Diego Torres: arregló su recisión hace unos días, está a punto de volver a jugar tras seis meses afuera por rotura de ligamentos.

Gabriel Tomassini: ya confirmó que se va, buscará club.

Los que se irían pero aún no lo confirmaron

Germán Caffa, tiene contrato por el 2016 pero perdió su lugar en el equipo. Pasó de capitán y figura del ascenso a no estar en el banco de suplentes.

Ariel Cólzera. El “Chaco” siempre demostró ser un distinto, pero no tuvo continuidad por lesiones y además se perdió los últimos partidos por suspensión.

Nicolás Olmedo: Vence su contrato a fin de año. Lo más probable es que se vaya a pesar de que ha sido uno de los titulares indiscutidos para el cuerpo técnico.

Julio Barraza: Ya confirmó que se va del club, volverá a entrenar a Banfield mientras busca club. Tiene casi 35 años. Jugó poco en la segunda parte del torneo.

Maxi Oliva: El lateral cumplió cuando le tocó entrar y se ganó un lugar, pero no seguiría. No estuvo convocado en el último encuentro.

Juan Mendonca. El tercer arquero no tuvo la posibilidad de jugar, sí de ir al banco. Pero finalmente se irá del club buscando una oportunidad para demostrar sus condiciones. En el último partido fue Guillermo Bachke al banco, el cuarto arquero.

Los que están en duda

Federico Rosso. No jugó mucho en la segunda parte del torneo, un poco por lesiones, otro poco porque fue relegado por Rodrigo Lerchner.

Los que seguirán

Hasta ahora, el club confirmó sólo dos que seguirán del actual plantel: Los defensores Alejandro “Tarrito” Pérez y Rodrigo Lerchner. También hay grandes chances de que siga Horacio Ramírez. Otro que quiere quedarse y tiene muchas chances es Gabriel Chironi. Otros que conformó y podría quedarse es Fabio Vázquez, uno de los que más jugó en 2015.

El caso de Avalos

Gabriel Avalos es el jugador que tiene contrato más largo con el club. Tras su gran rendimiento en el Transición 2014 que le valió el ascenso (metió cinco goles, algunos decisivos) Julio Koropeski le extendió el contrato. La idea era mostrarlo en Primera y concretar alguna venta al exterior. Avalos arrancó mal pero después se le abrió el arco y metió cinco tantos, incluído el más rápido del campeoanto, a lso 16 segundos ante San Martín de San Juan.

Sin embargo, se rompió los ligamentos y fue operado. Tiene para tres o cuatro meses más afuera de las canchas. Avalos imaginó un fin de 2015 despidiéndose de Crucero para irse a Europa. Cuesta imaginarlo jugando en la B Nacional nuevamente. Por otra parte, su contrato es alto para el club quien no tendría problemas en negociarlo. El problema radica en que Avalos -tiene 24 años- no está jugando como para facilitar su negociación con otro club.

Los juveniles

En tanto, los juveniles que tuvieron minutos continuarán en el club, aunque hay que ver si todos estarán en el plantel mayor. Rambert utilizó los últimos partidos para evaluarlos y dejó en claro en sus declaraciones que le quedaban dudas sobre algunos rendimientos. Lamentablemente ninguno de los “pibes” sorprendió y si bien no son culpables del descenso, son pocos los que dejaron una impresión favorable al DT.

Algunos ya tienen contrato, como Lucas Caballero. Dante Bareyro, más fogueado, empezó a ser considerado sobre el final del torneo, igual definiría esta semana su continuidad o su partida. Seguiría. Iván Molina tuvo pocas oportunidades pero fue al banco en el último partido, hace un tiempo era la “joyita” de las inferiores. Pablo Stupinski jugó ante River, Boca y los otros grandes, y le metió un gol de cabeza a Banfield, pero no fue ni al banco en el último partido por lesión. Ante Aldosivi, jugaron muy bien el volante Cristian Almirón y el chico Brian Domínguez. También habría conformado el defensor Victor Cabaña.

Los que vienen de la Liga Posadeña

José Dujaut saló de la Liga Posadeña a Primera y le fue bien. Metió dos goles (uno a San Lorenzo) y es una fija para el año próximo. En cambio a Adrián “Tito” Alegre le costó más. El ex Candelaria jugó los partidos más importantes ante los grandes, con un Crucero ya caído en su rendimiento futbolístico.

No habrá regreso para el “Pey” Brítez

Por otra parte, causó gran sensación los minutos que tuvo el “Pey” Brítez el lunes en el Guacurarí. La hinchada pide que el jugador, de 31 años, tenga su chance en la B Nacional. Teniendo en cuenta la falta de jugadores con experiencia, ¿por qué no? Sin embargo, el club solamente pensó en incorporarlo para el último partido como un homenaje y el Pey estaría por partir en busca de nuevos horizontes en los próximos días.

MB

EP



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE