Realizaron campaña de donación de sangre en Oberá

Realizaron campaña de donación de sangre en Oberá

En una tarea en conjunto con el banco de sangre de la ciudad, jóvenes del consejo de Profesionales de Ciencias Económicas, la Facultad Gastón Dachary y la fundación Buena Sangre, coordinaron una jornada de donación voluntaria de sangre e inscripción para ser donante de médula.

Generar conciencia era el objetivo primario de la actividad realizada este miércoles, donde además de ofrecer información de cómo poder ser donantes voluntarios de sangre y la importancia que tiene esta actividad que salva vidas a miles de personas.

Daniela Polisczuk, integrante del Consejo de Profesionales de Ciencias Económicas, explicó el nacimiento de la iniciativa “la idea surgió del grupo de chicos que conformamos el Consejo en aras de encontrar la manera de concientizar a la población sobre esta actividad tan importante como lo es la donación de sangre. No solamente teniendo en cuenta que nos beneficia a nosotros, algún familiar o amigo que está transitando una situación compleja, sino que se genere la conciencia social necesaria que debería tener este acto en cualquier comunidad”.

Por su parte el responsable del Banco de Sangre de Oberá, Oscar Vera, señaló que ser donante es un privilegio, porque para poder serlo hay que calificar como tal, “lo importante es que sea una persona sana, que no esté bajo tratamiento médico, que no esté anémico, que no tenga antecedentes ni padezca alguna enfermedad de transmisión sexual, que no haya tenido Hepatitis B o C, ser mayor de 18 años y presentarse con el DNI”.

En caso de haberse realizado un tatuaje, percing, arito o algún tipo de perforación, tiene que haber pasado un año al momento de la donación para que la sangre esté completamente sana. Otro dato importante es que, posteriormente a ser donante el hombre podrá volver a hacerlo dos meses después y la mujer luego de tres.

El horario de atención para realizar donaciones de sangre en el Hospital Samic es de 6 a 17.30 de lunes a viernes.

En tanto que Ivone Sniechowski, donante frecuente de sangre, contó su experiencia y detalló que “ser donante es muy positivo, el procedimiento es idéntico a la extracción de sangre que se realiza para un análisis. No hay que tener miedo porque no es doloroso, y debemos tener en cuenta que en cada donación ayudamos a tres personas que posteriormente recibirán nuestra sangre”, además es donante de CPH que es la médula ósea.

Oscar Vera – Banco de Sangre de Oberá

Ivone Sniechowski – Donante

Daniela Polisczuk – Jóvenes del Consejo Profesionales de Ciencias Económicas

 



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE