Hugo Passalacqua: político por vocación, pero antes educador

Hugo Passalacqua: político por vocación, pero antes educador

El gobernador electo de Misiones, Hugo Mario Passalacqua, abrazó la política desde muy temprano, cuando comenzó su militancia en el ámbito universitario en la agrupación Franja Morada, ya que sus orígenes se remontan al radicalismo, partido donde se formó políticamente.
Passalacqua, quien hace poco cumplió 58 años, nació en Oberá, la ciudad que cobijó a la mayoría de colonias de inmigrantes europeos que llegaron a Misiones a mediados del siglo pasado.
Hijo de un periodista y una docente italiana y genovesa, María Teresa Morcchio, quien llegó a la provincia junto a su familia en la década del ’50 y se estableció primeramente en Corpus y Luego en Posadas, para radicarse definitivamente en Oberá, lugar donde nacieron Hugo Mario y su hermana Ana María.
El electo gobernador cursó los estudios primarios y secundarios en su ciudad natal para luego radicarse en Buenos Aires, donde estudió y se graduó como Licenciado en Comunicación Social en la universidad pública, UBA. Su residencia temporaria en Buenos Aires y su militancia en la UCR en la década del ’80 le permitieron un acercamiento a Raúl Alfonsín, de quien fue funcionario cuando era muy joven. Además, fue presidente de la comisión de Relaciones Exteriores del comité nacional de la juventud Radical, cuyas funciones le permitieron viajar y conocer más de 30 países, en épocas la UCR integraba la Internacional Socialista.
Al regresar a Misiones, Passalacqua continuó militando en el partido radical, pero al mismo tiempo empezó a trabajar como docente en la Universidad Nacional de Misiones, UNAM, lo que marcó su inicio como educador, profesión que abrazó con gran pasión llegando inclusive a ser Vicerrector de la facultad de Artes y Diseño de la Universidad de Misiones.
Passalacqua fue el hombre clave en las negociaciones que dieron nacimiento al partido Frente Renovador de la Concordia Social, que se formó con militantes y dirigentes radicales y peronistas que abandonaron los partidos tradicionales para buscar una nueva opción que representara mejor los intereses de los misioneros.
Al ganar Carlos Rovira la gobernación por el flamante Frente Renovador, Passalacqua fue designado ministro de Educación, lugar desde donde comenzó a edificar su capital político que lo catapultó como candidato a gobernador.
En los 6 años que duró su gestión, se construyeron en la provincia más de 300 escuelas y se incorporaron al sistema educativo más de 20.000 docentes, con mejoras en todos los índices educativos de una provincia que se ubicaba entre las tres peores del país pasando en la actualidad a estar por encima de la media nacional.
En su discurso de asunción en 2003, Passalacqua dijo que lo esperaba una ardua tarea y “que los resultados en educación se ven recién en 20 años”.
Una de las primeras medidas fue duplicar el presupuesto en Educación, que pasó del 14% al 31 por ciento en la actualidad.
Durante su campaña proselitista no se cansó de repetir que “si tuviera un solo peso de presupuesto lo invertiría en educación”, lo que presagia la importancia que le asignará al área, junto con el deporte, en su futuro gobierno.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE