Los All Blacks vencieron a Sudáfrica y son los primeros finalistas del Mundial

Los All Blacks vencieron a Sudáfrica y son los primeros finalistas del Mundial

Los All Blacks, defensores del título, le ganaron 20 a 18 a Sudáfrica y se convirtieron en los primeros finalistas del Mundial de rugby que se disputa en Inglaterra. El duelo disputado en Twickenham fue muy parejo hasta el final y dejó a los sudafricanos con un sabor amargo.
Mañana se enfrentarán Los Pumas ante Australia en la segunda semifinal. El ganador será rival de Nueva Zelanda en el último partido del certamen. En caso de pasar a la final, el equipo argentino podría volver a enfrentarse con los neozelandeses como ya lo hizo en la fase de grupos.
Nueva Zelanda encontró su premio después de apostar a un juego decididamente ofensivo. Chocaron contra una efectiva defensa sudafricana, que se convirtió en la principal esperanza de los Sprignboks para intentar quedarse con el triunfo.
Los All Blacks, dominadores del encuentro, se hicieron merecedores de la victoria, anotando dos tries, mientras que los Springboks se aprovecharon de la indisciplina y penales cometidos por los neozelandeses, logrando sus dieciocho puntos con el pie, quince de ellos de su apertura Handré Pollard.
La selección neozelandesa tratará el sábado 31 de octubre en la final de convertirse en el primer equipo en ganar dos títulos seguidos, tras el logrado como local en 2011, y hacerse con el primer trofeo fuera de su país, al haber ganado el primero en 1987 también en casa.

DAN

El wing neozelandés Julian Savea, que buscaba un noveno try en la competición, para batir el récord en una edición, no pudo anotarlo, y los dos de su equipo fueron logrados por Jerome Keino y Beauden Barrett .
Tampoco pudo lograr su objetivo el wing sudafricano Bryan Habana, que también intentaba apoyar su decimosexto try entre los tres Mundiales que ha disputado, y superar el récord de quince que comparte con Jonah Lomu.
Nueva Zelanda llegó al descanso en desventaja de 12-7, pese a su dominio, con una mayor posesión de balón y ocupación del territorio. Los All Blacks, muy indisciplinados en defensa, cometieron nueve penales en esa primera mitad, y el apertura sudafricano Pollard colocó entre los palos las cuatro patadas de que dispuso.
En la segunda mitad, Nueva Zelanda se esmeró en cometer menos penales, incurriendo solo en cuatro, lo que fue decisivo al final, por lo apretado del marcador.
Con una posesión del balón de un 65% y una ocupación del territorio de un 72% tras la primera mitad, los neozelandeses comenzaron la segunda con una desventaja de cinco puntos y los nueve minutos de la continuación en inferioridad numérica, tras una tarjeta amarilla a Kaino en el 39.
Pero apareció la bota de Dan Carter, el apertura neozelandés, con un drop al inicio del segundo tiempo (46), que llevó la esperanza a los All Blacks, pese a estar en inferioridad numérica (12-10).
Nueva Zelanda salió con mejores ideas en ataque en la segunda mitad y pronto logró su segundo try, por medio del wing Beauden Barrett, que había sustituido poco antes por lesión a Nehe Milner-Skudder (49).
Sudáfrica perdía además en esa acción al wing Bryan Habana durante diez minutos por una tarjeta amarilla. La conversión de Dan Carter permitía a Nueva Zelanda ponerse en ventaja (17-12).
Dos nuevos penales, uno por cada equipo, marcados por Pollard y Carter, permitió a Nueva Zelanda mantener la ventaja (20-15).
Un nuevo penal sudafricano anotado por Pat Lambie (69), que había sustituido al lesionado Pollard (65), puso el 20-18 final, llevando emoción a los últimos minutos, pero Nueva Zelanda supo mantener su ventaja y quedarse con el triunfo que lo depositó en la final del Mundial.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE