Adicciones: la línea de whatsapp permitió internaciones e inicio de tratamientos

Adicciones: la línea de whatsapp permitió internaciones e inicio de tratamientos

La Subsecretaria de Prevención de Adicciones, Mariela Aguirre, indicó que gracias al programa “Misiones te escucha, No a la drogas”, aumentaron en un 40 por ciento las consultas. Asimismo posibilitó más iniciación de tratamientos como así también internaciones con la particularidad de que también se puede hacer un seguimiento de los casos, señaló la funcionaria.


Mariela Aguirre. Radio A.

Aguirre recordó que es una línea de mensajes más que de llamadas, más allá de que algunos también lo hacen. “Hemos visto en primer lugar que aumentaron las consultas y esto nos posibilitó más iniciación de tratamientos como así también internaciones con la particularidad de que también se puede hacer un seguimiento de los casos que nos llaman.
Contó también que en la semana solicitaron ayuda para internación de un paciente de San Luis como también de Formosa, de Rio Negro y “ciudades que no estaban en nuestras posibilidades, pero a través de las líneas y las redes sociales que permanentemente están mandando mensaje, se sociabilizo, porque no en todos lados del país tienen un centro que sea de salud pública y gratuito”, indicó.

Atienden casos también del interior. “Nos piden ayuda y nosotros referenciamos a los directores de zona de salud pública para que puedan facilitarle los medios para venir, móvil o a veces los pasajes para que puedan venir y que podamos atenderle acá o derivar, hoy tenemos muchas consultas e inquietudes”. En cuanto al aumento de las consultas dijo que fue de un 30 o 40 por ciento.

“El camino está, lo que a nosotros nos cuesta es que accedan, se hagan cargo y decidan hacerlo, no solo a las drogas ilegales, también son adiciones a los juegos, las compras compulsivas trastornos de bulimia y anorexia. Lo que nosotros siempre vemos es que las ludopatía se ven más en las mujeres”, indicó.

Asimismo dijo que las adicciones legales producen los mismos estragos en la persona, y en el entorno familiar. “Una de las cosas que siempre vemos es que la familia pide ayuda pero no siempre el integrante adicto está dispuesto a hacerlo, y nosotros sin esa disponibilidad y esa voluntad no podemos hacer nada”.

Precisó que el servicio trabaja con adolescentes desde 14 años. “El alcohol, decimos que es la droga de entrada de cualquier otro tipo de consumo, detrás de un menor hay una familia, y debemos pensar en la conformación de la familia y la autoridad de cada uno de sus roles”

La línea del programa es 03764677328



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE