El temporal en Buenos Aires dejó calles inundadas, problemas para viajar y barrios sin luz

Desde anoche cayeron 136 milímetros, más que el promedio de todo el mes. Las líneas B, C y D del subte funcionan con demoras, también los trenes Urquiza y Mitre, y los vuelos.

La tormenta se siente con fuerza desde anoche en Capital y el Conrubano. Por la madrugada hubo fuertes ráfagas de viento y hasta esta mañana habían caído 136 milímetros de lluvia, más de lo que en promedio llueve en todo el mes. Esa situación dejó decenas de calles anegadas y provoca problemas para viajar, con servicios de subtes y trenes con demoras, complicaciones en el tránsito, vuelos demorados en los aeropuertos y cortes de luz en varios barrios del área metropolitana.

Esta mañana, las líneas B, C y D del subte y el Premetro circulaban con demoras, y la estación San Pedrito, de la línea A se encontraba cerrada por anegamiento. Algunas líneas de trenes también circulaban con problemas, como el Urquiza, con servicio limitado a Campo de Mayo y los ramales Suárez y Mitre del ferrocarril Mitre.

Moverse en auto por los accesos y la Ciudad tampoco era sencillo. En la zona del Puente Pueyrredón, las avenida Yrigoyen y Mitre estaban muy complicadas, lo mismo que Figueroa Alcorta y Tagle. Otro problema para el tránsito era la caída de árboles, como ocurrió en Cabrera y Pringles, en las avenidas Jujuy y San Juan o Villafañe e Isabel La Católica, de Barracas.

Los problemas también afectaban al servicio de colectivos, en especial a líneas que llegan o salen hacia el Conurbano, que tenían servicios más espaciados de costumbre. La situación, de todas formas, tanto para el tránsito como para el transporte, se vio aliviada por hubo gente que se quedó en sus casas.

Los problemas se extendieron al Aeroparque y Ezeiza, donde desde anoche se registraron demoras, cancelaciones de vuelos y otros que fueron desviados a distintas aeropuertos cercanos. Unos de los problemas fue que por la intensa tormenta eléctrica muchos de los aviones no pudieron recargar combustible.

Esta mañana, el Servicio Meteorológico Nacional mantenía la alerta vigente por “tormentas fuertes, abundante caída de agua y probable caída de granizo” para una amplia zona, que incluye a la ciudad de Buenos Aires, el conurbano bonaerense, La Plata y otras ciudades del interior de la provincia de Buenos Aires, Santa Fe y Entre Ríos.

Vecinos de Ramos Mejía, Castelar, Ituzaingó y La Plata reportaron, publicando imágenes en Twitter, vientos fuertes, voladuras de techos de chapa y caída de árboles y cableado de tendido eléctrico.

La tormenta también provocó cortes de luz en los barrios de Palermo, Villa Crespo, Almagro, Caballito y Parque Chacabuco, y los mismo ocurrió en distintas zonas del Conurbano.

La empresa Edesur emitió esta madrugada un comunicado solicitando “a la población que se abstenga de tomar contacto con instalaciones eléctricas en la vía pública”.

En el mismo sentido, la empresa proveedora de energía explicó que “las fuertes ráfagas de viento pudieron haber provocado la caída de árboles y cables eléctricos, por lo que frente a cualquier potencial situación de riesgo les pedimos que se comuniquen con nuestro centro de atención: 0800 – 333 – 3787”.

En Tolosa, La Plata, los vecinos señalaron que entre las 2 y las 3 de la mañana en media hora se acumularon unos 30 centímetros de agua sobre las calles. Villa Elvira, otro barrio de la ciudad de las diágonales, fue uno de los más afectados por el viento, según informó Fernando Carlos, director de Defensa Civil de La Plata, al canal de noticias TN, pero aclaró que no hay heridos.

En comunicación telefónica con el mismo canal, el jefe de bomberos de Quilmes, Raúl Pavón, explicó que en esa localidad del GBA había desbordado el Río de la Plata y que por los fuertes vientos algunas casas habían perdido el techo. Además, señaló que algunas zonas no contaban con suministro eléctrico.

Si bien se mantiene el alerta, se espera que la situación vaya mejorando durante el día.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE