Investigan la desaparición de una joven de Garupá

La vieron por última vez el 24 de agosto. Su madre hizo la denuncia el 27 y luego amplió sus dichos ya que la joven se habría contactado con ella para decirle que estaba “secuestrada”.

Lidia Mariana Ruiz Díaz, de 18 años, desapareció el 24 de agosto. Su madre cree que puede estar prisionera de una red de trata.
Ayer desde la Policía se indicó que la investigación se inició luego de una denuncia radicada en fecha 27 de agosto, por Gladis Rodríguez (39), quien indicó que su hija no había regresado a su hogar, ubicado en el barrio Horacio Quiroga.
La joven, según indicó la madre, habría salido de su hogar el pasado 24 de agosto, a las 13.50, con destino al SUM ubicado en barrio Santa Clara I.
Posteriormente la mujer tomó conocimiento que su hija no había asistido a clases y comenzó a buscarla, radicando la correspondiente denuncia ante sede policial.
La chica mide 1,50 de estatura y tiene tez trigueña, cabellos rubios lacio a la altura del hombro, y posee ojos marrones. Vestía al salir de su vivienda, pantalón de jeans negros, remera mangas largas blanca, chaleco banco y calzaba zapatillas blancas.
La comisaría Quinta lleva adelante actuaciones judiciales correspondientes, dándose intervención a la Dirección de Delitos Complejos de la Policía para la investigación del caso, reuniéndose diversos elementos de interés para la causa que son debidamente chequeados y analizados.
El comisario general Carlos Rivero, a cargo de la Oficina de Prensa de la Jefatura indicó que “lo que se está haciendo es tratando de chequear esa dualidad de información que hay. Supuestamente había sido secuestrada. La misma madre amplió la denuncia diciendo luego que la hija se había ido a San Pedro por algo laboral”
“Ni una ni la otra hipótesis está confirmada ni descartada pero lo concreto es que supuestamente ella se fue a buscar trabajo porque le habían hecho una oferta laboral, puede ser que sea cierto o no y también puede ser que sea cierto el mensaje que le pasa diciendo que estaba con otra amiga y eran víctimas de secuestro. Pero ya es llamativo que utilicen un teléfono si están secuestradas. Se está chequeando qué hay de veracidad en esto”, añadió el funcionario.
“No hay denuncias de desapariciones que coincidan con día y horario y confirmen que pueda haber otras dos chicas secuestradas con ella”, remató.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE