comScore

Alberto Galarza: “El director desconoció la decisión del CGE y lo separamos preventivamente del cargo”

El coordinador de Planeamiento Educativo, Alberto Galarza indicó que se separó preventivamente del cargo al director de la Epet N° 3 de Oberá porque desconoció la decisión del CGE de reintegrar a los alumnos a los que había expulsado y para llevar adelante sin obstáculos las estrategias de reparación y reintegro de los estudiantes a la comunidad educativa.

 

Padres y alumnos de la EPET 3 de Oberá se autoconvocaron y tomaron la institución

  Galarza señaló que el conflicto con el director de la la Epet N° 3 de Oberá es una situación de tensión que se porque la autoridad de la escuela interpreta la normativa de una forma y la autoridad del Consejo lo hace de otra. “Hoy la ley establece que la educación secundaria es obligatoria, además establece los códigos de convivencia y cómo hay que abordar la problemática dentro de la escuela pero esta vez la problemática se dio fuera de la escuela porque la sustracción de la moto fue fuera de la escuela con lo cual es competencia de la Justicia, que está investigando”, explicó. En ese sentido consideró: “entonces dejarlos sin el servicio educativo no tiene sentido cuando la Justicia se está ocupando del tema. Tenemos unas resoluciones del Consejo Federal que nos obliga a velar por la trayectoria de los alumnos. Tenemos que hacer el seguimiento para que los alumnos puedan ingresar, desarrollarse y finalizar, y no es una provisión expresa a expulsar”. Aclaró que seguramente puede haber casos con una sucesión de hechos que ameriten una medida de expulsión, pero que tiene que ser consentida por toda la autoridad educativa. “Yo creo que el director actuó como tenía que actuar pero el Consejo le dijo que iba a mediar en el tema y que iba a aplicar una sanción de tipo reparadora a la institución y los compañeros, por lo cual debía dejar sin efecto la medida de expulsión. Sin embargo el director desconoció la resolución del Consejo y mantuvo su decisión, desconoció la decisión de una estructura superior a él”; dijo y remarcó: “A través de la supervisión se le hizo conocer que no estábamos de acuerdo y se dejó sin efecto su decisión pero ellos decidieron volver a dejar sin el servicio educativo a los alumnos, aún cuando el consejo decidió la reincorporación de los alumnos y reservó para sí la decisión de la sanción que se les aplicará”. Además aseveró: “Quien quiera manejarse por fuera se equivoca, el director no puede tomarse atribuciones que no le competen”. En cuanto a las sanciones que el CGE aplicará a los menores involucrados en el robo, Galarza indicó que aún no fueron determinadas porque se espera un avance en el ámbito judicial. “Se estuvieron pensando estrategias de sanción hacia los alumnos que le permitan la reparación del clima escolar porque estos chicos han sido durísimamente atacados y descalificados por su director. Cuando decimos una sanción reparadora es cómo ellos pueden generar una acción colectiva en la comunidad educativa”, adelantó. Respecto a la situación del personal de la institución y de Romero, el director, explicó: “Lo que se hizo fue un sumario administrativo que alcanza al director y a los profesores que no han calificado a los alumnos y queda a cargo de la escuela el vicedirector porque lo que se hace es una separación preventiva del cargo de director justamente por las acciones que se realizarán con los alumnos. Así que Romero hoy no es director”. Por último dijo que a los padres que están tomando la escuela en apoyo al director, ee les explicará cuáles son los alcances de la decisión.
Alberto Galarza, coordinador de Planeamiento Educativo, LT4 – Red Ciudadana

maiten.ochoa@gmail.com-


Quizás tambien le interese...