Entregaron el cuerpo de la pasera a sus familiares y sigue la investigación

Hasta el momento, el único sospechoso es un comerciante al que la mujer había ido a ver el pasado 8 de julio.

Tal como lo había adelantado Misiones Online el martes, el deceso de la pasera paraguaya encontrada muerta en un trillo cercano a la zona de las 600 Hectáreas se produjo por un golpe letal en la cabeza. Hasta el momento hay un sospechoso en la mira. Se trata de un comerciante que fue demorado y luego liberado, pero que todavía continúa supeditado a la causa.
El miércoles por la noche, el cuerpo de Leopoldina Rojas de Ferreira (50) fue entregado a sus familiares para el velorio e inhumación, que se realizaron en el pueblo natal de la víctima, Puerto Presidente Franco.
Los parientes reconocieron el cuerpo en Iguazú, luego de que fuera traído desde Posadas, donde se realizó la autopsia.
Rojas de Ferreira vino el 8 de julio desde su pueblo con un familiar. Además de vender los productos que habitualmente traía a la Argentina, tenía previsto reunirse con un comerciante en la llamada “Feiriña” de la Ciudad de las Cataratas. Nunca volvió y su pariente empezó a buscarla por todos lados.
El 13 de julio el cadáver de la pasera apareció en un trillo cercano a las 600 Hectáreas. Lo encontró un aborigen que recorría la zona. Estuvo un par de horas como NN y luego se supo quién era. La principal hipótesis apunta a que el crimen fue el desenlace de una feroz discusión vinculada a alguna transacción comercial.



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE