Misterio en Wanda: Leandro Ortiz sigue desaparecido y todas las miradas apuntan al arroyo

Allí, en el cauce de El Bonito, encontraron el miércoles la moto en la que vieron por última vez al joven. La hipótesis más sólida es la del accidente, aunque hay detalles que despiertan suspicacias.

MOTO 2

Hasta acá el caso resulta todo un misterio. Si bien la hipótesis más firme es la de un accidente de tránsito, nadie se arriesga en darle 100% de crédito. Sobre todo hasta que se determine el paradero de Leandro Ortiz (22), el joven de Wanda que está desaparecido desde el sábado por la madrugada. El miércoles encontraron la motocicleta en la que viajaba la última vez que lo vieron, pero de él no se sabe nada.
El padre del muchacho ya declaró ante los investigadores. Dijo que el chico no tenía problemas con nadie, descartando un rumor que circulaba en el pueblo sobre algún supuesto ataque hacia su hijo. La madre no pudo hablar aún con los detectives porque desde el fin de semana se encuentra en estado de shock.
La moto Kimko roja de 110 centímetros cúbicos estaba dos metros bajo agua, en el cauce del arroyo El Bonito. Presentaba un impacto en la parte frontal y de casualidad no fue arrastrada por la fuerte corriente que en ese tramo tiene el curso fluvial. El juez de Instrucción de Iguazú, Juan Pablo Fernández Rissi, pidió que la máquina sea sometida a una minuciosa revisión por parte de un experto en ese tipo de rodados. Quiere saber si estaba en condiciones de circular normalmente.
Cerca de donde los bomberos de Puerto Esperanza sacaron la motocicleta, hay un puesto de la Gendarmería Nacional. Además, el puente que cruza allí el arroyo es muy transitado por vecinos de los distintos barrios ubicados en los alrededores. Pese a esto, nadie vio nada extraño en el lugar el sábado de madrugada, momento en que dejaron de tenerse noticias de Ortiz.
Fernández Rissi también pidió colaboración de la Prefectura Naval Argentina para rastrillar el arroyo, en busca del muchacho. Pero las condiciones climáticas juegan una mala pasada. Las precipitaciones encresparon el cauce y dificultan el trabajo de los uniformados.
De lo que pudieron analizar los investigadores hasta el momento, resulta posible que tras perder el control de la motocicleta a alta velocidad, el joven haya chocado y luego caído al arroyo.
Ahora bien, el fin de semana El Bonito tenía el cauce calmo y con menor volumen que el registrado tras las copiosas lluvias de los últimos días. ¿Por qué nadie vio la moto en el caso que haya estado ahí allí desde el sábado por la madrugada? Recién el martes, encontraron fragmentos del rodado en uno de los laterales del puente que pasa sobre dicho curso, distante a 200 metros de la ruta nacional 12. Y el rescate de la Kimko se produjo el miércoles a las 11.30.
Ortiz compartía una reunión con amigos el sábado por la madrugada en el barrio Piedras Preciosas, cuando decidió salir a buscar a un conocido. Le prestaron una moto y emprendió el viaje. Nunca regresó. Un detalle no menor que acercaron allegados del joven a los detectives es que Leandro no era ducho en la conducción de vehículos como el que le facilitaron.
Los investigadores policiales están reconstruyendo nuevamente los últimos movimientos de Leandro hasta el momento en que lo vieron partir. También sigue de cerca la búsqueda en el arroyo.



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE