Juan Rodríguez: «Mi hijo dejó bien alto el prestigio de los misioneros»

El boxeador misionero nacido en Eldorado, Vicente Martín Rodríguez, buscaba el pasado sábado el título mundial superpluma de la Organización Mundial de Boxeo (OMB), ante el norteamericano Adrien Broner, en una velada que se desarrolló en el estadio Bank Arena de la ciudad de Cincinnati, Estados Unidos.

Sin embargo, la ilusión de Rodríguez, que actualmente residente de La Salada (Buenos Aires), duró muy poco debido a que el púgil local lo superó por nocaut en el tercer asalto.A pesar del resultado, sus padres Juan Rodríguez y María Nilda Martínez están orgullosos de su hijo “porque no se olvidó de su ciudad, de Eldorado”. Cuando el árbitro de la pelea decretó el nocaut para  Martín y levantó el brazo derecho del boxeador norteamericano  no hubo lágrimas en la casa que lo vio crecer, sino todo lo contrario, hubo satisfacción de que su hijo había cumplido.

“Mi hijo dejó bien alto el prestigio de los misioneros y de los eldoradenses”,  dijo orgullosa su madre María de 46 años.“Ustedes vieron que no se olvidó de donde viene y eso demuestra que  no se olvidó de quienes lo ayudaron para poder llegar a Estados Unidos”,  agregó también su padre, Juan, de 66 años.Misiones on Line se acercó a la humilde vivienda de la familia Rodríguez para ver en el televisor la pelea del boxeador junto a otra decena de personas que a pesar de la realidad, consideraron que el “Mono” fue el ganador moral.“Le hizo una pelea bárbara.

En el segundo round casi lo voltea al norteamericano. Pero bueno, llegó y estoy seguro que algún día será campeón mundial”, dijo el padre.Por otra parte, la madre afirmó que están orgullosos de él como de los demás hijos,  “porque a pesar de nuestra pobreza, todos trabajan o con el padre o por sus propios medios”.Al término de la pelea no hubo lágrimas porque el hijo de Eldorado cumplió. 

 



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE