Un cero sin emociones: Francia y Uruguay

En el segundo partido del Grupo A, Francia y Uruguay quedaron en deuda y terminaron en un pobre empate.

La primera jornada de la Copa del Mundo de Sudáfrica terminó como nadie quería: sin ganadores. Luego de la igualdad entre el local y México, en el segundo partido del Grupo A, Francia y Uruguay quedaron en deuda, en un encuentro que tuvo pocas emociones en los arcos y terminó en empate. Fue un pálido 0 a 0 en el Green Point de Ciudad del Cabo.  
Las dos selecciones se repartieron de a ratos el dominio del encuentro y, aunque Francia fue algo más incisivo, Uruguay tuvo la más clara, en los pies de Forlán, el mejor del partido. La nota del match la dio el inexperto volante charrúa Nicolás Lodeiro, que ingresó en la segunda parte y se hizo expulsar por doble amonestación en apenas 20 minutos.  
El inicio estuvo cargado de nervios e imprecisiones. Dentro de un desarrollo jugado la mayoría del tiempo lejos de las áreas y con pocas emociones, las situaciones más claras pasaron por los pies de los jugadores de Raymond Domenech. Después de un comienzo en el que ambos se estudiaron y respetaron en demasía, Ribery marcó el camino con sus incursiones por el sector izquierdo del ataque francés. Con su velocidad, el delantero de Bayern Munich complicó más de una vez a los defensores uruguayos, que no se mostraban bien acoplados.
Sin embargo, con el correr de los minutos el desgaste comenzó a pesar en el físico de los jugadores galos. Francia es uno de los equipos que tienen el mayor promedio de edad en esta Copa del Mundo. Los últimos 20 minutos encontraron a Uruguay mejor plantado en el terreno de juego.  
Desde allí, y como era de esperar, se redobló la presión francesa. Pero los intentos desordenados de los galos chocaron con la solidez que Uruguay supo construir en el fondo cuando se vio en desventaja numérica. Al fin de cuentas, fue 0 a 0.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE