La Municipalidad de Montecarlo dejó sin efecto el contrato con AESA

La Municipalidad de Montecarlo decidió denunciar el contrato que la vincula al proceso de tratamiento de la basura que propone el gobierno provincial, y que implica la construcción de una planta de transferencia de basura en Montecarlo.
“Esto significa dejar sin efecto transitoriamente todo ese contrato hasta que por lo menos la provincia nos dé respuestas mucho más claras al planteo que hizo Montecarlo desde marzo o abril del año pasado” dijo el intendente Meili en diálogo con representantes de diferentes organizaciones que conforman la Coordinadora Línea Chica.

En los considerandos de la resolución municipal 27/2007 firmada el 15 de enero se especifica que el municipio, en el marco del Decreto 171 de adhesión al Plan ambiental de eliminacion de residuos urbanos y teniendo en cuenta que la clausula cuarta contempla poner a disposición del municipio los recursos necesarios para concretar una gestión responsable de los residuos y después de meses de gestión donde no ha obtenido las respuestas esperadas del organismo provincial correspondiente, ha decidido considerar incumplimiento por parte del gobierno provincial y resolver la denuncia del Convenio de Adhesión conforme al decreto mencionado.

Los vecinos esperan así que a partir de esta decisión se detenga definitivamente la construcción de la planta en inmediaciones del barrio Línea Chica.

Desde el área de legales de la Municipalidad ya se está trabajando en la notificación de las acciones que llegarán a la empresa AESA, el Ministerio de Ecología, la Subsecretaría de obras públicas y al gobernador Rovira.

“Esta decisión paraliza el convenio, paraliza la adhesión de Montecarlo a todo el proyecto” remarcó el jefe comunal ante el reclamo de los vecinos que demandan además la anulación de la ordenanza que adhiere al proyecto.

Que dicen los vecinos al respecto

“Es una decisión política del ejecutivo municipal muy importante ya que se trata de romper el convenio con la provincia. Y esto se logró gracias a la activa participación de la gente, de la Coordinadora Línea Chica con todas sus organizaciones” dijo Jesús Contreras, que además añadió que “esto sale como resultado de nuestros reclamos, a pesar de todo lo que se nos dijo, hasta de fascistas nos trataron, de las estrategias que nos querían hacer perder el objetivo. No perdimos el objetivo y respaldamos nuestros reclamos con fundamentos técnicos, científicos, sociales, económicos y políticos. Hoy es tiempo de guardarse todas esas palabrotas con que nos agredieron”.

“Este es un paso importante, pero nosotros vamos a seguir en la lucha hasta que el Concejo Deliberante derogue la ordenanza que posibilita la instalación de la planta de basura en Montecarlo” dijo Isaac Aquino, vecino de Línea Chica.

El jueves los vecinos van a volver a marchar hasta el predio de la pretendida planta para insistir con la paralización de la obra, y ahora además de contar con la suspensión dispuesta en un primer momento por el concejo van a insistir con la denuncia de contrato realizada por la comuna.

“Estamos contentos pero continuamos alerta. Seguimos informando a la gente, seguimos con los talleres de concientización. Y esperamos la acción en consecuencia del concejo deliberante” dijo también Ramón Corbey, otro de los vecinos comprometidos con el medioambiente.

Los vecinos no descartan aún ninguna medida de reclamo para lograr que se detenga la obra. (Fuente: Montecarloenlinea).



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE