El comercio rechaza modificaciones en el costo de la energía

La CCIP aseguró que el aumento o readecuación en la tarifa de luz “detendrá el crecimiento de la economía”, y anticipó que, por la medida, se sentirá una suba de precios. Sugieren evaluar hacer una fuerte reducción en sus costos operativos. La Cámara de Comercio e Industria de Posadas (CCIP) expresó su malestar por el nuevo aumento de costos para el funcionamiento de la actividad comercial en la provincia. Reunida con todo su consejo directivo, la entidad rechazó la inminente suba de la tarifa eléctrica por parte de la firma estatal Electricidad de Misiones Sociedad Anónima (Emsa).

En concordancia, sus integrantes aseguraron que la medida “detendrá el crecimiento de la economía y va a generar rápidamente un aumento de precios en todos los sectores”.

Para la CCIP, que representa con sus asociados toda la actividad comercial, industrial y de servicios de Posadas, el costo de la energía eléctrica en Misiones ya es elevado en comparación a otras provincias. Y un nuevo aumento de tarifas, sumado a los altos costos impositivos de la actividad en Misiones, desalentará todo nuevo emprendimiento privado.

La entidad destacó también que la medida va en contra de la estabilidad de precios que promueve la Nación.

“Muchos comercios de la ciudad se encuentran adheridos a los acuerdos de precios que promovió la Nación para frenar la inflación. Pero con una readecuación tarifaria; Léase: nuevo aumento de la energía, los costos de funcionamiento para el comercio se van a encarecer en un nivel demasiado alto. Esto generará un rápido aumento en los precios de los productos que se ofrecen a los consumidores locales”, analizó la CCIP.

Para el comercio, servicios e industria, la posibilidad de subir precios es resistida ya que puede significar una gran caída en sus ventas. “Lo último que hace un comercio es subir precios. Porque si se cobra más caro a los clientes hay un gran riesgo de que las ventas caigan. Y también está el riesgo de que la gente termine comprando y dejando su dinero en otra ciudad motivando el cierre de sus comercios vecinos”, calificó la entidad.

Para la CCIP la empresa estatal de electricidad debería evaluar hacer una fuerte reducción en sus costos operativos antes de estimar el incremento de tarifas a los usuarios.

“Antes de establecer cualquier tipo de aumento, Emsa debe mostrar todo el ahorro que puede hacer para frenar los mayores costos a las empresas que crean la riqueza de la provincia. Si redefine un aumento o readecuación tarifaria debe ser consensuado y establecido gradualmente, creemos que es algo que haría la Nación en busca de no incentivar la inflación”, concluyó la mesa directiva de la CCIP.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE