Carlitos Okulovich y su primer gran paso

Ante más de 20 mil personas, el piloto obereño del el equipo Honda Petrobrás Lubrax, Carlitos Okulovich, cumplió una excelente labor y después de dejarse pasar por su compañero, Juan Manuel “El Pato” Silva a solo una vuelta para el final de la carrera, pudo alcanzar el podio en Viedma, Rio Negro.

Ante más de 20 mil personas, el piloto obereño del el equipo Honda Petrobrás Lubrax, Carlitos Okulovich, cumplió una excelente labor y después de dejarse pasar por su compañero, Juan Manuel “El Pato” Silva a solo una vuelta para el final de la carrera, pudo alcanzar el podio en Viedma, Rio Negro.

Por su parte, Matías Rossi (Chevrolet Elaion) ganó su segunda competencia del campeonato de TC2000 de la temporada y se afianza como líder del certamen. Escolta de lujo fue el propio Silva, que dejó todo en pos de una victoria aunque finalmente no le alcanzó.

Brazos en alto para Silva, Rossi y Okulovich. Desilusiones al por mayor para Basso y Silva, que regresaron a pista en la sexta y séptima posición respectivamente. Luego tuvieron suerte dispar ya que el hombre de Rafaela abandonó en el décimo octavo giro cuando circulaba bajo presencia del Auto de Seguridad, que ingresó un giro antes para remover los autos de Nelson García (Berta Motorsport) y Lucas Armellini (DTA). En tanto el “Pato mayor” de Honda ascendió posiciones hasta terminar segundo gracias a su compañero Okulovich que le cedió la posición a un giro y medio del final.

Servido para Matías
Matias Rossi es un “granadero” que marcha a paso firme, tanto en su carrera profesional como en la pista, y ayer, a pesar de su juventud, mostró la experiencia obtenida para ascender a la punta de la carrera en un momento en el cual pensar es más importante que acelerar a fondo. El instante sublime para las huestes de Chevrolet fue en el octavo giro de la competencia, cuando el líder Martín Basso (Ford YPF) y su escolta Juan Manuel Silva pelearon la posición más allá del límite de la pista, debiendo volver a la cinta asfáltica retrasados en el clasificador, dejando la gloria en manos de Rossi.

A solo un paso del podio quedó Oscar Fineschi que reflejó en sus felices declaraciones cuanto vale esta posición para un equipo privado (Italcred Fineschi Racing), el cual encabeza el propio “Fino”. Detrás del piloto de Quilmes finalizó Gabriel Ponce de León que tras largar en la vigésima sexta posición de la grilla avanzó hasta finalizar quinto, en un circuito en donde las garras del “León de Berta” quedaron marcadas en las victorias obtenidas en las dos ediciones anteriores.

Luego de Viedma, tres marcas diferentes ocupan los primeros puestos del Campeonato Argentino de TC2000, siendo encabezado por el Astra del Chevrolet Elaion de Matías Rossi con 80 puntos, seguido por el Civic del Honda Petrobrás Lubrax de Juan Manuel Silva (50) y el Focus del Ford YPF conducido por Ponce de León (45).

El torneo continuará dentro de 15 días en Santa Fe en un trazado callejero tras años de espera.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE