Crispín Beitia no pudo revertir la mala suerte

El piloto misionero Crispín Beitia #15 ( Ford Focus / Berta Motorsport), no pudo cambiar la mala suerte que lo persiguió durante casi toda la temporada y tuvo que desertar nuevamente en el autódromo «Ciudad de Mar del Plata», cuando venía cumpliendo una muy buena actuación bajo un verdadero diluvio. Luego de una primera serie que se corrió con tiempo y pista relativamente normales, ante una buena cantidad de espectadores que se dio cita para este «Premio Coronación» del TC 2000, Crispín hizo una carrera tranquila, de buen ritmo, que le permitió largar 6º y finalizar en la 5ª posición, manteniendo un muy buen tren de marcha y sosteniendo la validez de sus expectativas para la final. A la hora de largar la última carrera del año, el tiempo había descompuesto y llovía torrencialmente sobre el trazado marplatense, lo que dificultaba aún más las cosas sobre el pavimento. No obstante, Crispín tuvo una buena largada, en las rondas iniciales ya estaba en el 8º lugar, luego subió al 7º por espacio de varios giros y sobre la mitad del recorrido estaba 6º, pisándole los talones a «Nico» Vuyovich y su Toyota, al que intentó superar en varias oportunidades. Fue precisamente un percance en el Toyota del salteño lo que en definitiva le costaría la carrera a Beitía, ya que el rojo auto del TTA se quedó sin batería, el motor se detuvo y Crispín que venía bajo la lluvia que arreciaba pegado a la cola no pudo evitar el encontronazo cuando Vuyovich se plantó delante suyo. El Focus del misionero le pegó con la parte delantera derecha, dañando parte de la trompa, el guardabarros y la goma, cuando prácticamente el 5º puesto ya era suyo. Con la amargura que es de imaginar, pero sabiendo que se habían hecho las cosas de la mejor manera, Beitia nos decía: «Veníamos muy bien, ya con el 5º puesto al alcance de la mano, haciendo el plan de carrera que se podía hacer abajo del agua, cuando se plantó delante nuestro por un problema mecánico el auto de Vuyovich y fue imposible esquivarlo. Si bien no le pegamos fuerte, no pudimos seguir en carrera y en ese instante se desmoronó un trabajo que estaba para clasificarnos muy bien y bastante cerca de la punta. Hicimos una serie tranquila, pensando en poder largar la final entre los 10 de adelante, lo logramos, adelantamos una o dos posiciones en los giros iniciales y nos vinimos enseguida al 6º puesto. Varias veces tratamos de pasarlo a Vuyovich pero no pudimos bajo la lluvia. Una vez más la mala suerte que se ensañó con nosotros durante casi todo el año volvió a impedirnos un cierre de temporada como nos hubiera gustado. De cualquier manera, esto ya es historia terminada, el próximo vamos por tercera vez en el equipo, algo que nos deja muy conformes tener asegurado el puesto para el 2005 y trabajaremos como siempre tratando de aprovechar toda la experiencia que hemos hecho en esta temporada, aún desde la adversidad. Estamos en un gran equipo, al que agradezco la dedicación puesta sobre el auto, de modo que no nos resta otra cosa que esperar el año que viene con la certeza de que la suerte cambiará» – FINAL CARRERA:1º) Gabriel Ponce de León, Ford Focus2º) Emiliano Spataro, Chevrolet Astra3º) Oscar Fineschi, Honda Civic4º) Norberto Fontana, Toyota Corolla5º) Marcelo Bugliotti, Chevrolet Astra6º) Martín Basso, Honda Civic7º) Luis Belloso, Renault Megane8º) Carlos Okulovich, Peugeot 3079º) Diego Aventín, Ford Focus10º) «Rex», Volkswagen- FINAL CAMPEONATO (CON 14 FECHAS):1º) Christian Ledesma, 150 puntos2º) Gabriel Ponce de León, 1263º) Marcelo Bugliotti, 1154º) Juan Manuel Silva, 1125º) Norberto Fontana, 103



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE